Con 200 votos positivos,22 negativos y 16 abstenciones

LA CÁMARA DE DIPUTADXS DE LA NACIÓN, CONVIRTIÓ EN LEY,EL ETIQUETADO FRONTAL DE ALIMENTOS

Diputados sancionó la ley de etiquetado frontal de alimentos.

Minutos antes de la medianoche, la Cámara de Diputados convirtió en ley el proyecto de etiquetado frontal de alimentos, ideado para advertir a los consumidores sobre los excesos de grasas, sodio y azúcares en los productos con el fin de ayudar a combatir la obesidad, la hipertensión y los riesgos cardíacos. La iniciativa fue aprobada en general con 200 votos positivos; 22 negativos y 16 abstenciones.

Luego de que la oposición no diera quórum, finalmente este martes se llevó a cabo una sesión especial en Diputados para tratar los proyectos de Alivio fiscal para fortalecer la salida económica y social de la pandemia generada por el Covid-19 y de Ley de Etiquetado Frontal de alimentos.

Además, se trataban las iniciativas de Promoción de la Alimentación Saludable; de Régimen de Recuperación de Ganadería Ovina; de Derechos humanos de las personas en situación de calle y en riesgo a la situación de calle de la República Argentina; la modificación sobre despido y remuneración mínima del Estatuto del Trabajador Contratista de Viñas y Frutales y el Régimen previsional diferencial para los trabajadores vitícolas comprendidos en el convenio colectivo de trabajo 154/91 y a los contratistas de viñas y frutales comprendidos en la ley 23.154, en tanto desarrollen actividades que generen un envejecimiento prematuro.

El proyecto de etiquetado frontal de alimentos comenzó a ser debatido pasadas las 16 y su análisis se agotó pasadas las 23, tras la intervención de más de 70 diputados.

El dictamen de mayoría prevé la incorporación en el frente de los envases de los productos ultraprocesados una etiqueta con forma de octógono negro con letras blancas que advierta el exceso de nutrientes críticos para la salud, como azúcares, sodio, grasas saturadas, grasas totales y calorías.

Además, determina que los productos que contengan entre sus ingredientes edulcorantes o cafeína tendrán que informar que su consumo no se recomienda en niñas y niños.

Por otra parte, el proyecto establece la prohibición de emitir publicidad comercial -dirigida a niños, niñas y adolescentes- de productos con sellos de advertencia.

Además, dispone que los productos que tengan más de un sello de advertencia no podrán incluir dibujos animados, personajes, figuras públicas, regalos ni elementos que llamen la atención de niños, niñas y adolescentes.

Por otra parte, determina que, ante iguales condiciones, el Estado deberá priorizar la compra de alimentos sin estos sellos de advertencia.