Noticias Destacadas

Marín Sandoval

Vicepresidente de Bolivia censura machismo tras caso que implica a diputado

El Vicepresidente boliviano, Álvaro García Linera, tildó hoy de delincuentes a los hombres que golpean a mujeres y dijo que deben ser encarcelados, tras declararse impactado porque un diputado regional de La Paz agredió a su pareja.marin sandoval

“Se ha denunciado en La Paz que un diputado, un asambleísta departamental ha pegado a su señora. Ahora esa persona tiene que pedir permiso (a la Asamblea) para defenderse. Quiero comentar este tema porque nos ha impactado demasiado”, dijo en un discurso.

Marín Sandoval, miembro del partido del presidente Evo Morales y de García Linera, fue denunciado por sus propios correligionarios el viernes ante la Fiscalía acusado de intento de femicidio.

El político preside la Asamblea Legislativa del departamento de La Paz, instancia que considerará mañana suspenderlo de su cargo.

García Linera enfatizó que una autoridad que golpea a su pareja comete un doble delito al tratarse de un abuso de autoridad y por violencia machista.

“Un hombre que pega a una mujer es un cobarde, no es un valiente. Tirar una patada o un sopapo a una mujer no es de valientes, sino de cobardes”, sostuvo el vicepresidente boliviano.

“El que pega a una mujer es un impotente del alma, es un impotente del cerebro porque, en vez de haber convencido, en vez de haber orientado, recurre a la violencia, a la brutalidad que en ningún momento se justifica”, agregó.

García Linera habló del tema poco después de que Sandoval pidiera disculpas públicas en una conferencia de prensa en la que compareció de la mano junto a la mujer a la que había agredido.

“Hombre que pega a la mujer debe ir a la cárcel y nadie va a proteger a ese varón, sea dirigente, sea autoridad, sea gobernador, sea diputado, sea ministro, nadie va a protegerlo”, afirmó el vicepresidente.

Sandoval dijo que pedirá licencia a la Asamblea Departamental de La Paz por dos semanas para arreglar el conflicto que tiene y dijo que el asunto se está agrandando para perjudicarlo políticamente.

“Estoy pasando por un momento muy difícil. En principio quiero pedir disculpas de todo corazón a todas las mujeres de Bolivia porque nosotros en este momento estamos pasando un momento muy crítico, todo se está manejando políticamente”, sostuvo Sandoval.

La mujer de Sandoval, de nombre Litzi, anunció que no lo denunciará, aunque tras la conferencia de prensa apareció su madre para rogarle públicamente que se aleje del legislador porque teme que luego sea asesinada por ese hombre.

Bolivia tiene una legislación dura contra la violencia machista pero no ha podido aplicarse plenamente por diversas razones, ni ha frenado los altos índices de agresiones contra las mujeres.

La Defensoría del Pueblo registró este año al menos 107 casos de femicidios, delito que se castiga con treinta años de prisión.

Bolivia es el país latinoamericano con el nivel más alto de violencia física contra las mujeres y el segundo después de Haití en violencia sexual, según datos del Programa ONU-Mujeres.

Imagen : El Deber