Noticias Destacadas

Femicidio Claudia Lima

Un detenido sospechado de violar y asesinar a nena correntina

Un hombre de 50 años fue detenido sospechado de ser el asesino de una nena de 10 años cuyo cadáver fue encontrado con signos de violación en el basurero municipal de la ciudad correntina de Santo Tomé, a 390 kilómetros de la capital provincial, informaron fuentes judiciales y policiales.claudia femicida

La niña fue vista con vida por última vez este martes cuando salió de una Iglesia rumbo a la casa de una tía y era intensamente buscada por familiares, vecinos y la Policía.

El cadáver fue encontrado este viernes entre las malezas de un basural cercano a su vivienda con signos de violencia sexual y muerte por asfixia.

Por este caso la Policía detuvo en las últimas horas a un hombre como el principal sospechoso del aberrante delito.

Se trata de un vecino del barrio de la nena, a quien su ex concubina años atrás lo acuso de haber manoseado a una de sus hijas motivo principal de la separación, señala hoy el Diario Época.

El sospechoso, de 50 años, fue atrapado cuando regresó de la ciudad de Posadas, Misiones, donde se realizaba un tratamiento de diálisis, como lo hacía en forma habitual.

El cuerpo de la nena fue descubierto alrededor de las ocho de la mañana por un grupo de efectivos con el uso de perros entrenados para tal fin.

El cuerpo estaba boca abajo en medio de abundante maleza y desperdicios, a unos 20 metros de una calle de tierra, descalza, vestida con una solerita de color marrón, y una pollera celeste con la cual salió de su domicilio.

Los primeros estudios médicos preliminares señalan que la data de la muerte oscilaría en 48 horas antes del momento de ser encontrada, por lo que su asesinato, presuntamente, se produjo a poco de ser tomada por la fuerza.

El basural a cielo abierto está a unas cuatro cuadras de la vivienda de la víctima y a una de la de quien se sospecha, sería el asesino.

La niña había salido de su casa del barrio conocido como La Tablada, a eso de las 20.00, para ir a una Iglesia cristiana a la que solía concurrir al igual que otros miembros de su familia de modesta condición social social.

Desde allí, más tarde, debía dirigirse a lo de una tía para quedarse a dormir.

La búsqueda de testimonios condujo a una persona que, ante los investigadores, menciono haber visto a la nena (entre las 21.30 y 22.00) a pocos metros del domicilio del supuesto asesino ya que por allí debía pasar camino a lo de su familiar.

Esa fue la última referencia en vida de la niña.

La vivienda del ahora detenido fue objeto de un allanamiento de parte de los detectives, se presume que fue el espacio físico donde ocurrió el abuso sexual y asesinato.

También allí, según algunos indicios, el cadáver estuvo oculto, supuestamente, hasta la madrugada del viernes.

Los rastrillajes anteriores habían incluido el basural donde fue descubierto el cuerpo.

“Tanto la Policía como los vecinos, por su cuenta, anduvieron a pie en toda esa zona el jueves y no vieron nada. Por eso se trabaja en la hipótesis de que la nena ya muerta estaba en la casa del presunto homicida mientras todos en el barrio la buscaban y pasaban cerca”, explico una fuente cercana a la pesquisa.

El presunto “chacal” no ofreció resistencia al ser detenbido en la vía pública. Quedó inmediatamente incomunicado a disposición de la jueza de instrucción de Santo Tomé, Marina Durán de Pereyra.

Pese a que todas las líneas de investigación apuntan a que fue obra de una sola persona, los investigadores todavía están cautos en ese aspecto

“Nada podemos dejar de lado. Es muy reciente todo esto y de a poco vamos a ir clarificando cómo sucedieron los hechos”, dejaron trascender.

La causa pasó de una “averiguación y búsqueda de paradero” a un “homicidio y violencia sexual con acceso carnal” que podría conllevar a una condena de prisión perpetua.

 

Imagen : diarionorte.com