Pedro Cahn ,Fundación Huésped

Responsabilizan al Estado por trabas en compra de preservativos

“El costo que tiene prevenir es mucho más bajo que el costo de curar”, indicó el director de la Fundación Huesped, Pedro Cahn.

Imagen : GettyImages
Imagen : GettyImages

El Director de la Fundación Huesped, Pedro Cahn, responsabilizó al Estado Nacional por “trabas burocráticas” que se registran en la compra de preservativos para su distribución gratuita y la falta de aplicación de política de educación sexual.

“No hay preservativos porque la compra a nivel nacional navega en las procelosas aguas burocráticas de los diferentes ministerios. El Estado debe proveer y promover el uso de preservativos”, manifestó Cahn.

“Hay una compra de 26 millones de preservativos que está programada desde febrero en el ministerio de Salud y que por distintos trámites burocráticos en los distintos niveles del Estado todavía no se concretó”, añadió en declaraciones a radio FM Blue.

Cahn explicó la existencia de problemas de previsión que impedirán que el próximo 1 de diciembre, día mundial de lucha contra el Sida, los preservativos puedan ser distribuidos a la sociedad.

El titular de la Fundación Huésped enumeró entre otros factores para la caída del consumo los factores emocionales derivados de dificultades económicas y la necesidad de reducción de gastos en los insumos no fundamentales.

“La distribución del preservativo debe consistir no solamente en comprar y mandar a los hospitales sino también tener una política de promoción del uso del preservativo, hay que insistir en las explicaciones a la gente”, expresó.

“El preservativo no solamente evita embarazos no deseados y evita el contagio del Sida sino que también protege contra otras enfermedades de transmisión sexual, y eso requiere campañas intensas, permanentes que no estamos teniendo”, señaló.

Paralelamente Cahn indicó que a pesar de que la ley de Salud Sexual y Reproductiva tiene carácter federal es aplicada en algunas jurisdicciones pero en otras debido a incidencia de sectores conservadores en educación sexual su aplicación es letra muerta.

“El costo que tiene prevenir es mucho más bajo que el costo de curar”, indicó.

“La Ley de Salud Sexual y Reproductiva no obliga a tener relaciones sexuales y reproducirse sino que brinda los medios necesarios y la información para evitar embarazos no deseados y enfermedades de transmisión sexual”, agregó.