Noticias Destacadas

Femicidio

Ordenan cotejar ADN de Azcona por el caso Rago

La jueza Karina Zucconi ordenó que se haga el cotejo del perfil genético de Lucas Azcona con los dos ADN masculinos hallados en la escena del crimen de Marianela Rago, joven asesinada en el año 2010.lucas azcona femicidio 2

La jueza de instrucción Karina Zucconi ordenó cotejar el perfil genético de Lucas Ariel Azcona, detenido como presunto asesino de la estudiante chilena Nicole Sessarego Bórquez, con los dos ADN masculinos hallados en la escena del crimen de Marianela Rago Zapata, una joven que en 2010 fue asesinada en el barrio de Balvanera.

Fuentes judiciales informaron que finalmente la titular del Juzgado Nacional en lo Criminal de Instrucción 15 accedió al pedido del abogado Rodolfo Bembihy Videla, defensor de Francisco Amador, el ex novio de Marianela que ya fue sobreseído dos veces en el expediente.

Los voceros explicaron que Zucconi le ordenó al Cuerpo Médico Forense que el Servicio de Huellas Digitales Genéticas de la Facultad de Farmacia y Bioquímica de la Universidad de Buenos Aires (UBA) compare el ADN de Azcona con dos perfiles masculinos nunca identificados en la causa Marianela que pueden estar vinculados al crimen.

Uno de esos perfiles genéticos está mezclado con el de la propia víctima en la colilla de un cigarrillo de marihuana que compartieron en el departamento y el otro ADN de un hombre desconocido está en una mancha de sangre en el jean de Marianela que es del asesino, que se cree que se cortó mientras aplicaba las puñaladas a la joven.

El pedido de cotejo también fue presentado por la querella de la familia Rago, luego de que uno de sus peritos de parte, el criminólogo Raúl Torre, opinara que había patrones en común entre el crimen de Marianela y el de la estudiante chilena y que, por ello, Azcona podría ser el autor de ambos asesinatos.

Marianela (19) fue hallada asesinada la noche del lunes 28 de junio de 2010 por su hermano en su departamento 7mo. “A” de la calle Tucumán 2080. La joven había ido a bailar a un boliche del barrio porteño de Palermo y regresó sola a su casa durante la mañana del domingo 27. La autopsia determinó que murió degollada y que además quien la mató le aplicó 23 puñaladas con una cuchilla como la que desapareció del cajón de la cocina de la casa de la víctima.

Quien cometió el crimen también se llevó un reproductor de DVD, una laptop, un juego de llaves y uno de los celulares de la joven asesinada. Una junta médica determinó este año que el intervalo postmortal fue de entre 24 y 36 horas antes de practicar la autopsia, lo que ubica la hora del homicidio entre las 19 del domingo 27 y las 7 del lunes 28 de junio de 2010, varias horas más tarde de lo que siempre se creyó.

 

Imagen : www.argnoticias.com