Noticias Destacadas

Honduras

Multitudinario adiós a Berta Cáceres

Miles de personas acompañaron este sábado a los familiares de la dirigente indígena Berta Cáceres en el último adiós a una de las ambientalistas más destacadas de Honduras.berta adios

Organizaciones de Derechos Humanos nacionales e internacionales, pobladores y compañeros de lucha rindieron homenaje a la aguerrida defensora del pueblo Lenca y el medio ambiente.

Minutos antes de su entierro los cuatro hijos de Cáceres ofrecieron una conferencia de prensa, en la cual manifestaron una vez más que el crimen es político.

Los vástagos de la líder indígena culparon por el asesinato a las empresas interesadas en la construcción de una hidroeléctrica, a la que se oponía la ahora fallecida.

Además reiteraron la necesidad de firmar un acuerdo estatal para queinvestigadores internacionales acompañen a las autoridades a realizar las pesquisas.

Los manifestantes en una increíble caravana trasladaron el cuerpo hasta el cementerio municipal de La Esperanza, Intibucá, donde descansa en paz la destacada hondureña .

Los presentes llevaron el cadáver de la casa de María Austra Flores, madre de la ambientalista, hasta el paseo La Gruta, donde se realizó un acto ecológico, cultural y espiritual.

Una hora después el cuerpo llegó al gimnasio de la ciudad para realizar la misa de cuerpo presente con importantes líderes religiosos del país.

Tras los actos fúnebres los restos mortales fueron enterrados en medio de la consternación y el dolor de los presentes en el cementerio municipal.

Berta Cáceres fue asesinada el pasado jueves en su casa, ubicada en la residencial El Líbano de La Esperanza, Intibucá.

En ese momento se manejó que un hombre armado forzó e ingresó a la vivienda para atacar a la ambientalista.

Por el hecho se encuentran tres personas detenidas, una en calidad de sospechoso y dos como testigos claves del crimen.

Uno de los resguardados por la policía es el mexicano Gustavo Castro, quien se encontraba con Cáceres el día de su muerte.

 

Imagen : La Prensa.hn