Noticias Destacadas

Agenda abierta

MULTITUDINARIAS MOVILIZACIONES DE MUJERES EN BRASIL CONTRA JAIR BOLSONARO

El movimiento feminista se manifestó este sábado por las calles del país vecino en rechazo al candidato de derecha, que lidera las encuestas hacia las elecciones del 7 de octubre. Hubo marchas en 80 ciudades y en el resto del mundo.

Imagen : Facebook

Miles de mujeres se convocaron a través de las redes sociales, con una agenda de marchas en 80 ciudades, desde de Rio Grande do Sul hasta Ceará, pasando por Sao Paulo, Rio de Janeiro y Goiás. También hubo movilizaciones en Argentina, Australia, Canadá, España, Francia, Portugal y Estados Unidos. La marea feminista fue lanzada a inicios de mes con la creación de un grupo de facebook denominado “Mujeres unidas contra Bolsonaro”, que convoca “contra el avance y el fortalecimiento del machismo, la misoginia, el racismo, la homofobia y otros tipos de prejuicios”. La consigna #EleNao #EleNunca (Él No, Él Nunca) se hizo rápidamente viral en las redes y en pocas semanas el grupo reunió casi cuatro millones de adhesiones.

“Mujeres de Brasil, mujeres fuera de Brasil, todas las mujeres, es hora de unirse. O nos unimos ahora para pelear o nos vamos a juntar para llorar”, lanzó en un mensaje esta semana Ludimilla Teixeira, una de las administradoras del grupo. “No podemos permitir que el fascismo avance en Brasil. Esa candidatura es nefasta”, añadió.

Durante semanas han sumado adhesiones de mujeres de distintas razas, edades y orígenes, anónimas o famosas. “Es un candidato extremadamente fascista, racista, homofóbico”, dice la actriz y cantante Letícia Sabatella. “Subestima a las mujeres, subestima a los homosexuales, subestima a los negros”, añade la actriz Caroline Abras. “Quiero que tú mujer pienses muy bien si quieres ese retroceso en tu vida”, afirma a su vez la compositora Marília Mendonça.

En la historia reciente del país sudamericano “no hay registro de una movilización tan amplia y tan permeable relacionada con las mujeres”, dijo a AFP Ligia Fabris Campos, profesora de Derecho en la Fundación Getulio Vargas (FGV).

Para Joao Feres Junior, profesor de Ciencia Política del Instituto de Estudos Sociales y Políticos (IESP) de la Universidad del Estado de Rio de Janeiro (UERJ), el movimiento “es muy interesante, porque tiene una efectividad electoral y trae al proceso político la cuestión de género, algo que nunca ocurrió en Brasil”. Resaltó que “son las propias mujeres que reaccionan como mujeres a un candidato, no para defender a una candidata, sino como ciudadanas ante un proyecto político que las excluye”.

La carrera de Bolsonaro, del Partido Social Liberal (PSL), ha estado rodeada de polémicas por sus proclamas misóginas, homofóbicas y racistas y por su reivindicación de métodos de tortura de la dictadura militar (1964-1985). Son además famosos sus enfrentamientos con mujeres, como cuando en 2014 le dijo a la diputada de izquierda Maria do Rosario que “no merecería ser violada” por ser “muy mala, muy fea”. Ese mismo año trató a una periodista de “idiota” y “analfabeta”.

El diputado y excapitán del Ejército, de 63 años, recientemente justificó que las mujeres tuvieran salarios menores que los hombres. Su candidato a vice, el general de reserva Antonio Mourao, levantó polvareda cuando dijo que las familias sin figura paterna eran “una fábrica de elementos desintegrados”.

 

Las encuestas indican que Bolsonaro podría enfrentarse en una segunda vuelta, el 28 de octubre, con el candidato del Partido de los Trabajadores (PT, izquierda), Fernando Haddad.

Las movilizaciones

Entrada la noche (local), las protestas que comenzaron pasado el mediodía todavía continuaban. En San Pablo, el corazón de la economía brasileña y la urbe más poblada del país, los manifestantes se reunieron en la zona oeste de la ciudad. Según el Movimiento de Trabajadores Rurales sin Tierra, la asistencia superó las 200.000 personas. En Río de Janeiro, por su parte, las protestas, también muy numerosas, se realizaban en el barrio conocido como Cinelandia, en el centro.

“No tengo edad para votar, pero estoy aquí porque esto es más que una cuestión de votos. Tiene que ver con algo que es mucho más de fondo: una persona tan racista, tan prejuiciosa, no puede llegar al poder”, dijo a Ana Clara Pontes, de 16 años, en Río. En una marcha compuesta mayoritariamente por mujeres, y con mucha presencia juvenil, Yara Pereira, de 19 años, agregó: “Estoy aquí por las minorías, por los negros, por la gente de la favela. Si él vence, todo va a empeorar mucho”. Elisabeth Lima, de 58 años, fue más contundente: “Debemos sacar de la carrera electoral a este fascista”.

En Salvador de Bahía, otra de las ciudades importantes del país, la reconocida cantante Daniela Mercury brindó un show como parte de las manifestaciones. Además, en otros centros urbanos, como Belo Horizonte, Recife, Porto Alegre, Curitiba, Fortaleza, Manaos y en casi todas las capitales de estados del país, también se llevaron a cabo importantes marchas. Entre las canciones que más se escucharon en las movilizaciones, una clamaba que el lema “El no” iría a decidir la elección, mientras que otra refería a que las mujeres salieron a la calle para luchar.

En Brasilia, capital del país, las protestas contra Bolsonaro se mezclaron con un acto del Partido de los Trabajadores (PT), en el que habló el candidato de la sigla Fernando Haddad. En su discurso, Haddad, segundo en las encuestas, dijo que es mejor para Bolsonaro “ya ir acostumbrándose” a su nombre, en referencia al juego de palabras que utilizan los seguidores del ex militar, que combina la expresión “ya ir” con el nombre Jair.

Varios políticos asistieron a las marchas, entre ellos la candidata presidencial centrista Marina Silva y Manuela D’Avila, vicepresidenta en la fórmula del PT, que coincideron en los actos de Sao Paulo.

Junto a las organizaciones feministas, distintas agrupaciones en favor de la diversidad sexual y por los derechos de los negros, así como militantes de partidos políticos, se hicieron presentes en las protestas. Desde que se difundió en redes sociales a principios de mes, el lema “El no” creció en forma masiva y fue replicado por varias personalidades muy famosas a nivel mundial, entre las que se encuentran las cantantes estadounidenses Madonna y Cher.

A lo largo de su carrera política, Bolsonaro justificó que las mujeres reciban un salario menor al de los hombres en sus trabajos y en reiteradas ocasiones se manifestó contra la diversidad sexual, llegando a decir que nunca podría amar a un hijo homosexual. En 2002, por ejemplo, había dicho: “Si veo a dos hombres besándose en la calle, los voy a golpear”.

Con un 28 por ciento de los votos, el ex capitán del Ejército encabeza las últimas encuestas de cara a las elecciones presidenciales brasileñas del 7 de octubre. Sin embargo, el representante del Partido Social Liberal es también el candidato que mayor rechazo genera en el país, lo que lo coloca en una posición de virtual desventaja contra cualquier otro político al que deba enfrentarse en una presumible segunda vuelta el 28 de octubre.

En Sao Paulo

En al menos 15 ciudades del interior de São Paulo, también hubo manifestaciones. Las mayores concentraciones fueron en Campinas – cerca de 2.000 personas, según la PM – y São José dos Campos – también 2.000 personas, pero según los organizadores. También hubo protestas en otros municipios importantes como Ribeirão Preto, San José del Río Negro, Piracicaba, Bauru, San Carlos y Marília.

En Cinelândia, no hubo estimación de público, pero la multitud ocupó toda la plaza y calles del entorno. “Aquí hay personas blancas, negras, homosexuales, personas que son padres y madres de familia y que son muy diversas. Y ese tipo de candidato (Bolsonaro), ese tipo de política, no representa esa cultura brasileña que tiene toda esa diversidad “, dijo Beatriz Lorena, profesora de 33 años.

En Brasilia, el acto reunió a unas 5.000 personas, de acuerdo con la Policía Militar. Las manifestantes ocuparon tres de las cinco franjas de la pista norte del Eje Monumental.

En Salvador, la cantante Daniela Mercury protestó cantando en un trío eléctrico que circuló por la ciudad con una franja donde se leía “Mujeres contra Bolsonaro”. En Juiz de Fora (Minas Gerais), donde Bolsonaro sufrió el atentado a cuchillo el 6 de septiembre, manifestantes contrarios a él salieron en marcha por las calles del centro.

Por el país también hubo actos en Curitiba, Goiânia, Porto Alegre, Vitória, Florianópolis, Belo Horizonte, Natal, João Pessoa, Recife, Fortaleza, Aracaju, Palmas, Campo Grande, Manaus, Belém y Cuiabá.

En otros países

En todo el mundo, hubo manifestaciones contra Bolsonaro en ciudades de Estados Unidos, Canadá, Argentina, Chile, España, Francia, Portugal, Alemania, Italia, Francia y Suiza.

En Nueva York, hubo samba en la calle, carteles en portugués e Inglés. La protesta reunió a hombres, mujeres y niños de todas las edades. Ver vídeo abajo:

En Londres, la manifestación recordó el asesinato de la concejal Marielle Franco (PSOL-RJ), en marzo, en Río de Janeiro.

En París, unas 250 personas protestaron en la Plaza de la República, en el centro. Los manifestantes, la mayoría de las mujeres brasileñas de entre 20 y 40 años, portaban carteles en portugués, francés e Inglés con mensajes como “no Bolsonaro” y “No lo hizo.” En Lyon, también hubo protesta (ver vídeo abajo).

En Alemania, la mayor concentración fue en Berlín, en la que predominaban los carteles en portugués, Inglés y alemán, con la crítica del candidato.

En Portugal, hubo actos en Lisboa, Coimbra y Oporto. Muchas mujeres hacían alusión a los desencanto en relación al futuro ya las perspectivas en torno a políticas de género. Las manifestaciones similares ocurrieron en Viena, Milán y Barcelona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *