Noticias Destacadas

Las marchas en el interior

Más de cien ciudades de todo país contra la violenca de género

Miles de personas se concentraron en las principales plazas del interior del país para manifestar su rechazo a los femicidios y a la violencia contra las mujeres, en la convocatoria #NiUnaMenos. “Somos todos reclamando por una causa justa, común y de toda la sociedad”, dijo el secretario de DDHH de La Rioja, al destacar la pluralidad de la convocatoria.tucumn_concentracin_de_415301

lberto Perassi se calzó el chaleco antibalas y salió de su casa de San Lorenzo, en el sur santafesino, acompañado por un agente de Prefectura. El hombre vive custodiado desde hace un mes, cuando procesaron a cinco policías y tres civiles por la desaparición de su hija. En el centro de la ciudad se encontró con miles de personas que se reunieron bajo la consigna #NiUnaMenos, un grito que se extendió a más de 100 ciudades a lo largo del territorio nacional para reclamar un freno a la violencia contra las mujeres.

“Es importante que no haya más femicidios. La sociedad tiene que poner un límite”, dijo Perassi a Infojus Noticias.  Su hija, de 34 años, madre de dos hijos, desapareció el 18 de setiembre de 2011 a unas pocas cuadras de su casa. Estaba embarazada de un empresario casado, de quien se sospecha que la habría secuestrado –con complicidad policial- para obligarla a abortar. Los investigadores sospechan que la mujer murió en la intervención. Este año el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) se sumó a la búsqueda del cuerpo en zonas cercanas.

“El caso de Paula es muy especial, porque está metida la policía, el poder político y el poder judicial”, denunció Perassi, quien fue homenajeado por la Cámara de Diputados de la provincia por la lucha que lleva adelante desde hace cuatro años. “Busco los huesos de mi hija. No voy a parar aunque nos sigan amenazando”, sostuvo.

Hace un mes, tras el procesamiento de cinco policías y tres civiles por la desaparición de su hija, el hombre empezó a recibir amenazas. Primero apedrearon el frente de su taller mecánico. A la semana siguiente, un grupo de taxistas que lo apoyan en las marchas en reclamo de justicia, recibieron un ataúd pequeño con una cruz y un mensaje: “El próximo Perassi. Desaparición y muerte. RR. Q.E.P.D.”

Monumento a la Bandera

En Rosario, más de 20 mil personas coparon la explanada del Monumento a la Bandera, frente al Río Paraná. “Vimos una marcha absolutamente masiva, en la que participaron una multiplicidad de partidos, y organizaciones que desde hace mucho trabajan por los derechos de las mujeres”, contó a Infojus Noticias la diputada provincial santafesina Mariana Robustelli.

Para la legisladora, se trató de una convocatoria “bisagra” que dejó un doble mensaje. “En primer lugar hacia la sociedad, respecto a que víctimas de la violencia somos todos y que tenemos que empezar a discutirlo. Y otro mensaje apunta a los diferentes niveles del Estado, que deben tener un plan integral para erradicar y prevenir la violencia de género que sea transversal a todas las políticas públicas”, definió Robustelli.

“Hay más femicidios porque hubo un avance de las mujeres por ser sujetos plenos de derechos que genera resistencias en aquellos que no conciben la posibilidad de una sociedad de iguales por el sistema patriarcal”, agregó la legisladora.

En la costa

En Mar del Plata la marcha se inició en la céntrica plaza San Martín y recorrió la avenida Pedro Luro. Participaron agrupaciones políticas, gremiales, organizaciones sociales, estudiantiles, universitarias, educativas y de defensa de derechos de las mujeres. “Para prevenir la violencia hacia las mujeres, para que ninguna de nosotras tenga que sufrir un golpe, un insulto, una amenaza, un hostigamiento más, necesitamos que el Estado tome algunas medidas básicas como jerarquizar el área, transversalizar la perspectiva de género y asignar recursos humanos y económicos”, dijo la secretaria general de la Agrupación Libres del Sur, Victoria Vuoto.

El director general de Cultura municipal, Juan Rey, planteó que “la violencia está en todos lados pero en los barrios es evidente que hace falta seguir trabajando para cambiar esta cruda realidad” y refirió que “la educación es la base de todos”.

Corpiños contra la violencia machista

Sobre las baldosas de la plaza Independencia de San Miguel de Tucumán, frente a la sede de la gobernación, un grupo de jóvenes pintaba siluetas de mujeres con aerosol. Más acá, la artista y diseñadora Jésica Morillo había colgado cientos de corpiños, de diferentes tamaños y colores, formando un enorme mural textil contra la violencia machista.

Un corpiño blanco llevaba un mensaje bordado en rojo: “Justicia por Paulina”, en referencia a Paulina Lebbos, la joven tucumana asesinada en 2006. Al lado, otra prenda con el mismo reclamo y otro nombre: “Justicia por Marita”. La chica secuestrada en 2006, víctima de una red de trata de personas, se convirtió en un símbolo de la lucha por los derechos de las mujeres.

“Convocamos a colgar unos 400 corpiños que fui recolectando desde 2013. Se acercaron a bordar varones y mujeres”, explicó Jésica, que llegó a la plaza por la mañana. A medida que avanzaba la tarde, la gente comenzó a copar la plaza y la calle frente a la Gobernación.

“El trabajo nace con la necesidad de hablar del lugar que ocupamos las mujeres en la sociedad. Una gran inquietud personal y colectiva, porque lo que atravesaba yo como mujer lo atravesaban otras mujeres. Ese ha sido mi punto de partida”, contó aInfojus Noticias. A unos pocos metros, otro grupo de artistas pintaba remeras stencil. El mensaje se repetía en cientos de carteles: # NiUnaMenos.

La Plata

Miles de mujeres marcharon en por la capital de la provincia de Buenos Aires, en el marco de la convocatoria impulsada a nivel nacional bajo el lema “Ni una menos”, en donde se reclamó la necesidad de las víctimas sean “escuchadas” y que “no se esconda más” este problema.

Las diferentes de columnas conformadas por agrupaciones políticas y sociales marcharon por las calles de la capital provincial y se concentraron en Plaza Moreno, frente a la Catedral platense.

Los manifestantes se pronunciaron en contra de cualquier tipo de violencia hacia la mujer con las pancartas “Si nos tocan a una nos organizamos miles” y otras que pedían “Destitución de jueces y funcionarios que amparen femicidas y violadores”.

Abril Herrera, una joven de 17 años, explicó a Télam que fue a la marcha “para que nos escuchen, para que se den cuenta de lo que pasa y que no traten de esconderlo detrás de otras cosas” y añadió que “somos muchos los que estamos alzando la voz para que los femicidios se acaben”.

Laura Granillo, de la agrupación de mujeres del Nuevo Mas Las Rojas, aseguró a Télam que “hoy para nosotras es un día muy importante” y agregó que “la violencia de género tiene nombre y apellido, son cientos de mujeres que tuvieron la fuerza para organizarse y salir a manifestarse”.

Luana Simioni, de Pan y Rosas, la agrupación femenina del PTS y Frente de Izquierda, consideró que “esta es la mejor forma de darle luz y visibilidad a un tema que todos se esfuerzan por ocultar donde el femicidio es el rostro más brutal”.

En tanto, Melina Capurro, empleada de la Defensoría del Pueblo de la provincia de Buenos Aires aseguró que la convocatoria “había que tomarla en forma activa porque la violencia de género atraviesa la sociedad en su conjunto pero afecta principalmente a las mujeres”.

La Rioja

Cerca de 40 mil  manifestantes se convocaron en la plaza 25 de mayo y, precedidos por la autobomba de los bomberos, se encolumnaron familiares y víctimas de violencia de género, organizaciones sociales, no gubernamentales y estudiantes secundarios, entre otros.

El secretario de Derechos Humanos de La Rioja Delfor Brizuela aseguró que se trató de “una marcha amplia, plural, no hay militantes de partidos poilíticos ni de sectores religiosos sino que somos todos uno reclamando por una causa justa, común y nacional de toda la sociedad”

“Tenemos una ley de la que la sociedad se tiene que apropiar y que es muy buena que es la 26.845 de protección integral de mujeres y que fuera sancionada en el año 2009, donde se establece modificaciones en el Código Penal y considera el crimen de una mujer como femicidio y no como crimen pasional para que no tenga atenuantes”, detalló el funcionario.

Los manifestantes marcharon por las calles céntricas de la capital riojana y se fueron sumando las personas que se encontraban en confiterías o en comercios.

 

Imagen : Infojus Noticias