Salud

Los tratamientos de HIV/Sida mejoraron la calidad de vida, pero relajaron la prevención

Los avances científicos y médicos para tratar las enfermedades de transmisión sexual fueron un gran avance para los infectados pero los especialistas advirtieron que sólo dos de cada diez personas usan preservativo a la hora de mantener relaciones sexuales.

Girl with condom before sex with her partner

“La gente ya no tiene miedo a la transmisión, al punto que sólo dos de cada 10 personas manifestó usar siempre el preservativo en sus relaciones sexuales”, dijo a Télam Miguel Pedrola, coordinador de la Aids Healthcare Foundation (AHF) Argentina, ONG de lucha contra el sida que realizó recientemente -y en el marco del Día mundial del Condón, que se conmemora cada 13 de febrero- una encuesta que reveló además que el 50,4 por ciento usa preservativo “a veces” y un 28,3 por ciento “nunca”.

Desde la AHF -que lanzó recientemente “Love”, su marca de preservativos de fabricación nacional, que serán repartidos gratuitamente durante las actividades de prevención, testeo y diagnóstico en varios puntos del país- precisaron que la causa del 90 por ciento de los nuevos casos de VIH es por mantener relaciones sexuales sin protección, y que en la Argentina unas 6.500 personas se infectan cada año con el virus.

“Las ITS son aquellas que pueden transmitirse de una persona a otra durante una relación sexual (vaginal, oral o anal). Entre las más frecuentes figuran la sífilis, gonorrea, clamidias, herpes simple, hepatitis B, HPV y VIH”, explicó Pedrola, quien afirmó que según datos epidemiológicos la sífilis, que se creía erradicada, aumentó cerca del 30 por ciento con 5.584 casos reportados en 2014.

Además, se calcula que cada año unos 106 millones de personas en el mundo contraen gonorrea, que se transmite por la vía sexual: “Las ITS afectan tanto a las mujeres como a los hombres y no hay una edad específica para contraerlas, ya que desde el comienzo de la vida sexual uno puede verse expuesto a esas infecciones”, aclaró el especialista.

“En efecto, siempre que haya penetración oral, anal o vaginal hay riesgo de transmisión en diversos grados, pero al usar preservativo esa probabilidad de infección nunca es mayor al 5 por ciento”, detalló.

Según datos de la Dirección de Sida y Enfermedades de Transmisión Sexual del Ministerio de Salud de la Nación, en la Argentina hay 126.000 personas viviendo con VIH, de las cuales un 30 por ciento aún no lo sabe.

“Ese es otro aspecto vinculado a la prevención, lograr que las personas con VIH conozcan su condición para iniciar el tratamiento, reducir su carga viral y minimizar los riesgos de transmisión a otros”, enfatizó Pedrola, y destacó que “desde el gobierno, la comunidad médica y la sociedad civil se deben reforzar las campañas de concientización y educación”.

Y completó: “Es importante remarcar que aunque no haya habido en los últimos años un aumento significativo de nuevas infecciones por VIH sí seguimos teniendo el mismo número de personas que fallecen, y eso se debe al diagnóstico tardío. Creemos que debemos mejorar el acceso al diagnóstico con las nuevas estrategias disponibles e incentivar el uso del preservativo en todas las edades”.

Consultado sobre las causas más comunes para el no uso del preservativo, Pedrola señaló que “hay motivos orgánicos como la hipersensibilidad (alergia) al látex, y en ese caso se sugiere usar preservativos de poliuretano”.

“Hay también motivos psicológicos que acarrean desde problemas de erección hasta falta de sensibilidad en la zona genital. En esos casos, luego de descartar problemas orgánicos, recomendamos el acompañamiento psicológico, y en casos muy específicos se puede implementar una estrategia llamada Profilaxis Pre Exposición, que consiste en el uso de un medicamento antirretroviral diariamente en personas no infectadas por VIH, aunque es una opción sumamente costosa”, apuntó.

Durante 2015, AHF Argentina realizó 25.813 testeos de los cuales 250 dieron positivo, con una media de edad de 37 años.

El 47 por ciento de los casos positivos fueron en hombres, mientras que más de la mitad (57 por ciento) de quienes se testearon lo hacía por primera vez.

etiquetas
Imagen :asiacrane.com