Noticias Destacadas

Violencia de género

Le dieron licencia al futbolista que golpeó y dejó inconsciente a su novia

El jugador de fútbol de Boca Unidos, Iván Díaz, le pegó y ahorcó a su novia, Florencia Medina. Los dos tienen 22 años. Las autoridades del club correntino decidieron licenciar por un tiempo al joven. “Ellos salen hace cinco años pero no se ven tan seguido, y no es el primer episodio violento entre ellos”, dijo a Infojus Noticias la madre de la chicaElLitoral_232412_700x419_fit

Iván Díaz, un jugador de fútbol de Boca Unidos, un club de la provincia de Corrientes, fue denunciado por su novia, Florencia Medina, de ahorcarla hasta dejarla inconsciente y darle golpes en todo el cuerpo. Ambos tienen 22 años. Habían ido a bailar y en un momento de la noche ella no lo vio más. Lo fue a buscar a un hotel alojamiento, donde lo encontró con otras dos mujeres. Ahí fueron los golpes y los vidrios rotos. La madre de la joven dijo que por parte de la familia del futbolista sostienen una versión paralela a la del maltrato: que la chica al entrar al hotel rompió un espejo y por eso se lastimó, pero los signos de ahorcamiento  desmentirían esta hipótesis.

“Florencia salió esa noche a festejar el cumpleaños de la madre de Iván. Fue en Clorinda, Formosa. Estaba con un grupo de amigas y él de amigos. Adentro del boliche se perdieron y después del intercambio de unos mensajes ella fue para el hotel y se metió a la pieza. Ahí fue cuando él la golpeó y la quiso estrangular. Además, en la cara y otras partes del cuerpo le quedaron moretones”, dijo a Infojus Noticias Josefina, la madre de Florencia Medina.

El responsable del hotel llamó a la policía, que se llevó a Díaz a la comisaría y a Medina al hospital. Cuando volvió a estar consciente, madre e hija fueron a hacer la denuncia a la comisaría. Ahí lo vieron a Díaz, sentado en un banco, y a sus padres. Le advirtieron que no hiciera la denuncia: “Tu hija va a quedar presa por los destrozos que hizo en el hotel”. Díaz fue denunciado por maltrato.

Josefina es abogada y no sintió intimidación por las amenazas: “Decir que los golpes que tiene mi hija se los hizo ella misma o fueron a causa de romper un espejo no tiene sentido. Una persona no tiene marcas de estrangulamiento por romper un espejo”.

Una forma violenta

“Ellos salen hace cinco años pero no se ven tan seguido, ya que él juega en Corrientes y mi hija vive en Rosario. No es el primer episodio violento entre ellos. Y sabemos que en el fútbol también tiene ataques de conducta agresiva”, contó la madre de Medina. En el torneo pasado Díaz jugó de oficial en el partido de visitante de Boca Unidos ante Gimnasia de Jujuy. A los dos minutos del comienzo, Díaz se hizo expulsar por darle un codazo al a un contrario en la disputa de una pelota larga. El referí cobró penal y su equipo perdió.

El presidente de Boca Unidos, Alfredo Schweizer, informó que el club correntino decidió licenciar temporalmente a Díaz. “Hablamos con el coordinador de fútbol, Roberto Marioni y ya nos interiorizamos sobre lo que sucedió. Por lo pronto decidimos licenciar al jugador por un tiempo hasta que se aclare la situación”, dijo a diario Olé el dirigente.

 

 

Imagen : ellitoral.com.ar