Noticias Destacadas

Femicidio de Paola Álvarez

La situación de Zambrani quedó seriamente comprometida

Conferencia de prensa mediante, el fiscal Ramiro Ramos Ossorio, señaló que aunque resta la confirmación científica, todo indica que el cuerpo hallado ayer pertenece a Paola Alvarez. Asimismo resaltó distintos aspectos que sostienen la hipótesis criminal de la fiscalía, la que tiene como principal asesino a Santiago Zambrani y destacó la tarea de la División Homicidios y el trabajo del Grupo de Búsqueda y Rescate Salta, compuesto por efectivos de distintas fuerzas de seguridad.

Imagen : El Tribuno

En su contacto con los medios, Ramos Ossorio señaló varios aspectos vinculados a la investigación que la fiscalía dirigió desde la desaparición de Paola Mariana Álvarez, el 5 de mayo pasado de una vivienda de barrio Autódromo, donde estuvo con el acusado, quien fue la última persona que la vio con vida.

Ramos Ossorio indicó que las pesquisas demandaron cierto tiempo en vista de la complejidad del caso, ya que no sólo no se contó en ningún momento con la colaboración de Zambrani, sus familiares ni su defensa, sino que días pasados se debió recurrir a la reserva de las actuaciones, en razón de que un familiar del acusado había comenzado a tratar de tener contacto con ciertos testigos para entorpecer la investigación.

Explicó que en vista de ello, y como parte de la estrategia que llevaba adelante la fiscalía, se dispuso la reserva de la causa. Esto permitió poner en marcha un nuevo rastrillaje que se situó en la zona de la cornisa, un sector que aún restaba recorrer.

“Se determinó un cuadrante que comprendía unos 38 kilómetros de búsqueda, que partía de Norte a Sur. Cuando los rescatistas llegaron al kilómetro 15, dieron con el cuerpo hallado esta mañana, a unos 5 metros de la ruta, en un barranco, ubicado en el kilómetro 1.640, sobre la ruta 9, en La Caldera”, explicó.

“El hallazgo fue realizado por el Grupo de Búsqueda y Rescate Salta, liderado por el Sargento Juan Abán, quien junto a otros siete efectivos de distintas fuerzas, junto a los canes Dao y Moro, llevaron adelante esta tarea. Se trata de hombres especializados que hacen este servicio de manera voluntaria, lo cual desde ya es muy loable”, agregó.

Tras el hallazgo, el fiscal dispuso una serie de medidas de pruebas, las que fueron llevadas a cabo por personal del Cuerpo de Investigaciones Fiscales, el medico del Gabinete de Medicina Legal junto a peritos del Departamento de Criminalística, y una especialista de entomología del Servicio de Biología Forense del Departamento Técnico Científico, que se hicieron presentes en el lugar.

Los peritos realizaron las tareas y posteriormente el cuerpo fue trasladado a la morgue del CIF, donde se llevará a cabo la autopsia, como así también en los laboratorios de ese mismo centro forense se analizarán los rastros hallados en el lugar del hallazgo.

Hipótesis criminal

En diálogo con los medios, el fiscal señaló que el cuerpo hallado vestía las ropas que Paola tenía al momento de desaparecer, por lo que se inclinó por sostener que “todo indica que se trataría de la joven, aunque todavía resta que se hagan los cotejos científicos del caso”.

Ramos Ossorio informó que tras regresar del lugar del hallazgo se reunió con los familiares de la joven, a quienes puso al tanto de algunos detalles y aspectos de la causa, por la cual se encuentra detenido su ex novio, Santiago Zambrani. Por otra parte sus padres, Amelia Huergo y Alfredo Zambrani, por el momento tienen beneficio de libertad provisoria. Las imputaciones en torno a los Zambrani se dispusieron en vista de numerosas pruebas que el fiscal logró reunir.

Sobre la imputación contra el ex novio de Paola, el fiscal explicó que “son numerosas las pruebas que existen en su contra, lo que permitió a esta fiscalía insistir con la hipótesis criminal de que Zambrani fue quien dio muerte a la joven”.

Al respecto, no descarto como mecánica del deceso un posible “envenenamiento”, aunque señaló que esto terminará de conocerse una vez que se realicen los estudios toxicológicos. Agregó que las pruebas que se lograron reunir llevaron a la fiscalía a relacionar al acusado con la comercialización de drogas y a otros vínculos dentro de ese ámbito.

Respecto a cómo llegó el cuerpo hasta la zona de la Cornisa, el fiscal indicó que al lugar se puede acceder con vehículo, por lo tanto no se descarta que “el mismo acusado la haya llevado hasta ese barranco, donde la arrojó convencido de que no la iban a encontrar”.

En este punto, Ramos Ossorio destacó también la labor de los investigadores de la División Homicidios, quienes realizaron una tarea compleja y minuciosa a fin de reunir pruebas y rearmar el rompecabezas que ofrecía este caso, ya que se tuvo que trabajar etapa por etapa hasta poder arribar a este punto, lamentable por cierto”.

En ese sentido, resaltó y negó que en algún momento Zambrani o alguno de sus familiares hayan colaborado con el hallazgo de Paola, incluso intentaron presentar pruebas de que la joven estaba con vida en esta ciudad, lo cual quedó totalmente desvirtuado. “Fueron maniobras desesperadas de la defensa”, sostuvo.

Finalmente, Ramos Ossorio señaló que también se probó el vínculo entre la víctima y el acusado, por lo que es muy posible que se agrave la calificación penal a “femicidio”, con lo cual la pena, obviamente, es mucho más grave.