Noticias Destacadas

La realidad ambiental en México es la destrucción: Greenpeace

68.2 por ciento de la población, vulnerable a cambio climático

México DF, 3 junio 09 (CIMAC).- En vísperas del Día Mundial del Medio Ambiente, que se conmemora el 5 de junio y del que México es anfitrión este año, Greenpeace México presentó hoy su informe ?La destrucción de México: la realidad ambiental del país y el cambio climático?, en donde conjunta datos oficiales y trabajos académicos que muestran el estado de los ecosistemas del país, el impacto que las actividades económicas tienen sobre el patrimonio natural y el vínculo de esto con el cambio climático.

Durante la presentación del informe, Patricia Arendar, directora ejecutiva de la organización ambientalista demandó al gobierno de Felipe Calderón que sea congruente, pues en el discurso internacional se pregona que México es un ejemplo en la defensa del medio ambiente y en el combate al cambio climático y en los hechos esté propiciando la destrucción sistemática de ecosistemas.

La propicia, señaló la directora de Greenpeace, ?con políticas ambientales que no frenan la deforestación, que depredan los manglares, que incentivan el uso de energías sucias como el petróleo y el carbón y que promueven la siembra de transgénicos en nuestro territorio?.

La importancia de una política ambiental sustentable, dijo, no se refiere únicamente a las pérdidas en infraestructura o impactos económicos, sino principalmente de vidas humanas: las autoridades advierten que en la actualidad 68.2 por ciento de la población es vulnerable a los impactos del cambio climático.

?Al destruir y degradar los recursos naturales no solamente estamos acabando con los ecosistemas de miles de especies de todo tipo, también estamos comprometiendo seriamente la viabilidad de la vida humana? señaló Arendar.

DESTRUCCIÓN: 10 POR CIENTO DEL PIB

Dijo también que en el 2003 el costo anual de la destrucción ambiental del país equivalió al 10 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), que en dinero representaba 754 mil millones de pesos. Para el 2006, el porcentaje disminuyó a 8.8 por ciento, sin embargo la cifra en pesos aumentó a 903 mil 724 millones, es decir, 19.85 por ciento más que en 2003, esto de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

De acuerdo con el mismo Instituto, la inversión necesaria para la protección del medio ambiente es de 14.4 por ciento del PIB; sin embargo, el presupuesto asignado a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), es sólo del 0.6 por ciento del PIB, ?recursos que además han sido malgastados en programas mediáticos que no benefician a nuestros ecosistemas, como Proárbol?, dijo Arendar.

CAMBIO CLIMÁTICO

Además, el informe subraya que el 15 por ciento del territorio del país, y el 71 por ciento del PIB, se encuentran altamente expuestos al riesgo de los impactos catastróficos atribuibles al cambio climático.

?No más excusas, hay que proteger a la naturaleza, independientemente de la situación del país?, dijo Arendar respecto de la campaña Vive México que se lleva a cabo para promover el turismo, y que se prevé acarree daños ambientales principalmente en los ecosistemas costeros del país.

Por su parte Alejandro Olivera, coordinador de campañas de Greenpeace México, denunció la construcción de nuevos desarrollos turísticos en zonas costeras, que no han presentado estudios ambientales por parte de la Semarnat, además habló de la destrucción de los manglares, ecosistema protegido por la Ley de Manglares desde el 2007, y del que se pierde el 2.5 por ciento cada año, equivalente a 6 campos de futbol al día.

Así mismo, mencionó que México ocupa el primer lugar en especies amenazadas en América Latina, y el primer lugar en el mundo por especies en peligro de extinción, debido al mal manejo de recursos naturales. Un ejemplo de esto es la vaquita marina, único mamífero marino endémico de México, que ya sólo cuenta con 150 ejemplares.

ACCIONES

En el informe, la organización presenta algunas acciones que considera indispensables para frenar la destrucción del capital natural del país, entre las que resalta la urgencia de diversificar la materia energética. México depende en un 90 por ciento del uso de hidrocarburos, sin embargo, el uso de la energía geotérmica, eólica y solar, cuyo potencial es enorme, se ha limitado a sólo el 3.3 por ciento respecto al total de la demanda de energía, dijo Susana Cruickshank, directora de Campañas de la organización.

Acusó además al Programa Especial de Cambio Climático (PECC) del Gobierno federal de ser un programa coyuntural, que no presenta políticas ambientales sustentables y cuestionó que, de seguir este programa, se logré el objetivo de reducir en un 50 por ciento las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) para el 2050.

Greenpeace invitó a la ciudadanía a unirse y tomar acción para combatir el cambio climático, participando en la campaña Píntale la raya al cambio climático, que será presentada el próximo 6 de junio a las 11 de la mañana en el Parque México, en la colonia Condesa, y contará con la participación de diversas organizaciones ambientalistas.