Noticias Destacadas

España

LA PROSTITUCIÓN ¿EL OFICIO MÁS ANTIGUO DEL MUNDO? O UNA FORMA DE VIOLENCIA CONTRA LAS MUJERES

* PORQUE QUEREMOS UNA PRENSA DE CALIDAD, NO COMPRES PERIÓDICOS QUE LLEVEN ANUNCIOS DE PROSTITUCIÓN.

* SE RECLAMA A LAS INSTITUCIONES QUE NO INSERTEN ANUNCIOS EN LA PRENSA QUE LLEVA ANUNCIOS DE PROSTITUCIÓN

Desarrollar una campaña estatal unitaria para conseguir que desaparezcan de los medios de comunicación los anuncios de anuncios de prostitución, ha sido una las decisiones tomada tras al clausura de las II Jornadas internacionales sobre la Explotación Sexual de las Mujeres que se han celebrado durante los días 2 y 3 de octubre en Barcelona.

Los anuncios de sexo de pago en los medios de comunicación, tanto los impresos, como audiovisuales promueven la prostitución que controlan proxenetas y mafias, y es una forma de violencia contra las mujeres que hay que erradicar.

Este tema se ha planteado en la mesa de clausura de las jornadas titulada ?Los medios de comunicación y la responsabilidad social? en la se ha valorado la necesidad de ir hacia una prensa de calidad comprometida en la defensa de los Derechos Humanos. No se puede ?normalizar? el negocio de la prostitución mediante reclamos publicitarios que solo sirven para que las mafias sigan traficando con las mujeres y para justificar el sexo de pago. En esta prensa de debate han estado de acuerdo en denunciar que los ingresos publicitarios no puede justificarlo todo. Tanto las periodistas expertas, como los representantes de algunos diarios que han excluido o no permiten este tipo de anuncios en sus páginas, han defendido que hay superar la contradicción de denunciar en unas páginas la explotación sexual de las mujeres y en las siguientes anunciar las tarifas de esa explotación.

La Comisión para la Investigación de Malos Tratos a Mujeres, organizadora de estas jornadas, ha pedido a la Fiscalía que investigue estos anuncios por la posible colaboración con el negocio del sexo, que puede suponer la publicación de estos anuncios.

Por último y como más importante se ha propuesto pedir a las instituciones estatales y autonómicas que no inserten sus anuncios institucionales en los medios que aún sigan publicando estos anuncios de venta de servicios sexuales.

La prostitución no es un problema de orden público. Es necesario denunciar que no casual ni inocente el aumento de la cantidad de mujeres que se prostituyen en las calles. Es necesario sensibilizar a al ciudadanía de que su presencia no daña más la imagen de las ciudades? en todo caos lo que puede herir las sensibilidad de muchas personas son los usuarios que compran sexo por doquier. Se ha comprobado que la mayoría de las mujeres que ejercen al prostitución en al calle han son obligadas a ello por los propietarios de algunos de los burdeles donde antes las tenían encerradas. Ellos, respetables empresarios del negocio del sexo integrados en asociaciones como ANELA, saben que crear alarma social es la mejor forma de presionar a la vecindad y a los ayuntamientos para conseguir una ?legalización? de la prostitución que solo conviene a sus intereses.

Como se ha vuelto a comprobar en las últimas redadas tras las fotografías publicadas de sexo explicito en el mercado de la Boqueria de Barcelona, se sigue criminalizando a las mujeres, que son las únicas protagonistas de las redadas, lo que solo sirve para discriminarlas aún más y favorecer la doble moral y la hipocresía social que considera que no importa la explotación sexual de las mujeres, mientras no se vea, y ya sabemos que lo que no se ve no existe.

En estas jornadas también se ha estado de acuerdo, de que ya es hora de que se visibilice y se denuncie al mal llamado ?cliente?, el prostituidor, que es el que siempre queda en el anonimato y se siente ?justificado? socialmente. En el tema de la prostitución, al igual que en su día se hizo con la violencia de género, penalizando a los maltratadotes, se ha de legislar en contra de proxenetas y consumidores de sexo de pago, no en contra las víctimas, las mujeres que ejercen la prostitución.

Tal como han reconocido representantes de la policía presentes en las jornadas, es necesario presionar para se apliquen las leyes actuales, y se de una mayor coordinación entre las diferentes fuerzas de seguridad, se les dote de mejores condiciones de apoyo a las víctimas y de directrices claras para actuar de manera más eficaz contra el proxenetismo y las mafias que controlan el trafico de mujeres?. Por otro lado, las ordenanzas municipales se han demostrado completamente ineficaces para disminuir la prostitución y la trata. Tampoco se debe consentir que se utilice la ley de extranjería en contra de las mujeres, ya que permite la rápida expulsión de inmigrantes extracomunitarias, sin papeles, y las deja sin ningún tipo de amparo.

Aunque en estas jornadas se han valorado los avances conseguidos en la legislación y en la ayudar a atención de prostitutas, se reconoce todavía una falta de voluntad política real de perseguir a las mafias, tanto en nuestro país como en el marco europeo. Todavía no hay protocolos claros de actuación, recursos insuficientes para dar alternativas de vida a las mujeres, y se tiene miedo de aplicar a rajatabla una legislación común europea que deje muy claro, que es ilegal ?lucrarse? con la venta del cuerpo de una persona.