Noticias Destacadas

Día Internacional de Acción por la Salud de las Mujeres

La mayoría de las mujeres con VIH se infectaron de sus parejas varones

La estabilidad en las relaciones de pareja no protege a las mujeres de infectarse con el VIH. De hecho, el 73% de las nuevas infecciones en mujeres por tener relaciones sexuales sin protección con su pareja estable, según el ?Estudio de Mujeres con Diagnóstico Reciente?.

Red Bonaerense de Personas Viviendo con VIH-Sida y RAMVHIS (Red Argentina de Mujeres viviendo con VIH) .- El 92% de las mujeres infectadas con VIH encuestadas en el ?Estudio de Mujeres con Diagnóstico Reciente? indicó haberse infectado a través de relaciones sexuales desprotegidas con un varón. A su vez, la mayoría (73%) mantenía una relación estable con ese varón.

Este es uno de los resultados más contundente de una investigación realizada por la Red Bonaerense de Personas viviendo con VIH/sida, la Red Argentina de Mujeres viviendo con VIH/sida, el Instituto Gino Germani (UBA), Centro de Estudios de Población (CENEP), ONUSIDA, UNFPA, OPS/OMS, ONU-Mujeres, el Programa Nacional de Salud Sexual y Procreación Responsable y la Dirección de Sida y ETS del Ministerio de Salud de la Nación.

¿Quiénes son las mujeres que hoy, en Argentina, se están infectando con el VIH? Es una de las preguntas centrales que intentó responder este estudio que encuestó a 465 mujeres con diagnóstico reciente de VIH (después del 1° de enero de 2009), residentes en ciudades medianas y grandes de la Argentina y entrevistó 31 mujeres con las mismas características, y 12 varones parejas de estas mujeres. El trabajo de campo fue realizado entre los meses de mayo y julio de 2011.

El momento del test

Alrededor de un tercio de las mujeres se realizó el análisis a partir de un chequeo médico de rutina o por concurrir al médico por otros problemas de salud no relacionados con el VIH, mientras que un 13 % se hizo el análisis en el contexto de una cirugía o por estar internadas en un hospital o sanatorio.

Un 27,4 % se realizó el análisis porque su pareja o alguna persona con la que había tenido relaciones sexuales vivía con VIH, mientras que un 25,2 % se lo realizó por preocupación individual luego de haber tenido relaciones sexuales sin preservativo.

Asimismo, el 26,7% de las mujeres entrevistadas se realizaron el análisis de VIH que resultó positivo en un control prenatal y/o en el parto.

En la encuesta surgió que el 57,1% de las mujeres no recibió consejería pre-test, mientras que tampoco recibieron consejería post-test 37,4%. Varias entrevistadas no recibieron directamente el diagnóstico, sino que el mismo fue comunicado primero a familiares (madres, hermanas) o a la pareja, con lo cual se violó su derecho a la confidencialidad: ?Me dolió más porque se lo dijeron a mi mamá primero, por ahí si me lo decían a mí era distinto?, señaló Vanesa, de 23 años, que vive en el Gran Buenos Aires.

Otros resultados:

– Al momento del diagnóstico, menos del 10 % de las mujeres que estaban en pareja sabían que su compañero era seropositivo.

– Para la mayoría el diagnóstico positivo fue inesperado.

– El 94,4 % de las mujeres se encontraba bajo seguimiento médico, mientras que casi el 60 % ya se encontraba tomando medicación antirretroviral

– La violencia conyugal apareció en la encuesta con datos alarmantes. Casi la mitad de las mujeres encuestadas (46,9%) fue alguna vez víctima de violencia por parte de una pareja.

– El uso del preservativo no es ni consistente ni extendido entre las mujeres viviendo con VIH y varía, a su vez, de acuerdo a la práctica sexual que se trate(1).

– La mayoría ha podido compartir su estatus con al menos una persona de su entorno familiar y afectivo. El miedo a ser discriminadas se presenta como la principal barrera para compartir el diagnóstico. Sin embargo, en la mayoría de los casos el entorno suele acompañar, y muchos vínculos se han visto fortalecidos o recuperados luego del diagnóstico. Pero las situaciones de discriminación siguen existiendo. El no compartir el mate, por ejemplo, es un signo de la discriminación hacia las personas viviendo con VIH, que sigue apareciendo a pesar de las campañas que se llevan a cabo desde hace tantos años.

– A la pregunta sobre querer o planear tener hijos en el futuro (mujeres fértiles) el 35 % respondió afirmativamente, mientras que aquellas que no están seguras alcanzan al 18 %.

– El 80 % de la muestra no estuvo en situación de prostitución, ni privada de libertad ni utilizó drogas inyectables. El 20 % restante estuvo en al menos una de estas tres situaciones.

IMAGEN: salud-mujer.blogspot.com