La lucha docente, otro estandarte de miles de mujeres

Las docentes salteñas han demostrado que juntas tuercen los brazos de los gobiernos de turno. Otra vez, la lucha de este sector, integrado en su mayoría por mujeres debió resistir el temor que generan las fuerzas policiales en nuestra provincia, más aún cuando los procedimientos de desalojos y las grandes represiones se valen de la fuerza masculina. De nuevo el escenario fue la Plaza 9 de julio, lugar de la tan recordada represión del 2 de abril de 2005, más conocida como ?La noche de las tizas?.

Acerca de este tipo de situaciones y con una mirada retrospectiva, los autoconvocados, refieren que pese al cambio de figuras, la política de represión parece la misma, aunque esta vez la excusa para los empujones y las corridas que felizmente no derivaron en un enfrentamiento fue la aparición de un punguista que desató la actuación policial, desplegada a través de un enorme operativo montado en toda la ciudad desde las primeras horas del miércoles 29 de octubre.

El testimonio brindado por Fabiana Homez, trabajadora de este sector, da cuenta de una manifestación pacífica que contó con la participación de cerca de 3.500 personas y en la que al mismo tiempo ingresaron infiltrados que pretendieron desorganizar el resguardo de las carpas instaladas en la plaza, para que la sociedad conozca los fundamentos del reclamo salarial que llevan adelante.

Por su parte, la integrante de Alternativa Docente, Cecilia Gómez, manifiesta que desde el gobierno se presiona a quienes ejercen su legítimo derecho de huelga, amedrentándolos con descuentos y reemplazos, tal como sucediera durante la última gestión de Juan Carlos Romero. Gómez relata además que dada la imposibilidad de las maestras de grado a acceder a dos cargos, muchas se ven sujetas a un sueldo promedio de $1.500, por lo cual ni siquiera alcanzan a cubrir los gastos básicos del mes y cuestiona las bases de la intergremial que ha retornado a la Conciliación Obligatoria, dispuesta por el Ministerio de Trabajo de la Provincia, añadiendo que no sólo desde allí se acuerda que no exista aumentos, sino que además es cómplice de la reforma que impulsa la educación religiosa en las escuelas. Gómez critica también a los medios que dan una visión parcializada de la lucha y llama a la comunidad a solidarse con el reclamo del sector.

Fuente: “Piquete y Cacerola” FM Noticias 88.1

Foto: denarioweb.com.ar