Noticias Destacadas

Río Negro

Investigan por acoso a alto jefe policial

Dos mujeres policías declararon en las últimas horas ante oficiales que llevan adelante una investigación interna por presunto abuso de autoridad y acoso sexual que tiene foco en un alto jefe de la Regional IV, en la provincia de Río Negro.Policia-de-rio-negro-1

El caso causó conmoción entre las filas de uniformados, dado que podría tener una compleja trama, que no sólo se daría en la unidad regional sino en otras unidades policiales.

En la tarde del viernes, sin anunciar su llegada en forma oficial, el comisario general Samuel Sánchez, director de Recursos Humanos de la Policía y a cargo del departamento general de Control Interno de la fuerza en Río Negro, se instaló, junto a otro oficial, en las oficinas de bomberos voluntarios de la ciudad de Choele Choel.

Allí, quienes llevan adelante la investigación interna y que llegaron especialmente desde Viedma, recibieron las declaraciones de dos mujeres policías, aunque habría una tercera denuncia referida a un hecho similar.

Las dos habrían prestado servicios en la regional IV de Policía pero pidieron su traslado a otras unidades luego de haber sufrido una situación de abuso y acoso, según se supo.

Según tres fuentes de la fuerza, consultadas por el diario Río Negro, existieron episodios donde se vio involucrado un alto oficial de la Policía.

Se mencionaron invitaciones sugerentes fuera del trabajo y otros incidentes de la misma índole, que originaron una situación de incomodidad manifiesta en las mujeres.

Según se informó, ante la persistencia de estas situaciones, las uniformadas decidieron pedir su traslado a otras unidades policías en la zona.

En todos los casos se trata de mujeres jóvenes agentes sin jerarquía, que habrían tenido que soportar los embates del alto oficial.

Las mujeres habrían transmitido su enojo a familiares, algunos de ellos también pertenecientes a la fuerza de seguridad.

Por caso, una de las fuentes señaló: “Si esto no pasaba, si esta investigación no comenzaba, seguramente esto podría haber terminado en algo peor porque había mucho enojo”.

Para muchos fue una sorpresa, pero otros, pidiendo reserva de nombres, señalaron que esto “podía saltar en cualquier momento”.

El nerviosismo dentro de la fuerza quedó evidenciado en las llamadas a los medios de la zona, que sabían del caso, para saber quiénes habían dado el dato de la investigación interna y cómo estaba la causa.

Aún no sabe si este hecho llegará a la Justicia ordinaria, en tanto que avanzan las investigaciones internas en la Policía rionegrina.

 

Imagen : www.loprincipal.com.ar