Noticias Destacadas

Rubén López

El hijo de Julio López repudió la prisión domiciliaria para el represor Echecolatz

Rubén López, uno de los hijos de Jorge Julio López, el albañil desaparecido hace 11 años tras testificar contra el represor Miguel Etchecolatz, repudió la prisión domiciliaria otorgada al ex jefe policial y remarcó que se trata “del genocida más terrible de Buenos Aires durante la ultima dictadura”.

Imagen : perfil.com

“Es una triste noticia que dejen en prisión domiciliaria a Etchecolatz, es el genocida más terrible de Buenos Aires durante la dictadura”, afirmó López en
el Monumento a los Deaparecidos de la ciudad de Berisso.
Recordó que su padre estuvo secuestrado y desaparecido durante la última dictadura militar y nuevamente fue víctima de “desaparición forzada” en 2006, “seguramente por (orden) de Etchecolatz”.
Aspi se refirió Rubén a la segunda desaparición de su padre, en septiembre de 2006, cuando salió de su casa para oír los alegatos del juicio que se seguía en La Plata a Etchecolatz, y en el que el albañil había testificado, identificando al ex policía como quien los torturó en al menos dos de los centros clandestinos de detención donde estuvo detenido.
Rubén López aseguró que el otorgamiento de la prisión domiciliaria a Etchecolatz, quien tiene varias condenas a reclusión perpetua por genocidio y delitos de lesa humanidad, “es parte de un gobierno que viene propiciando la quita del 2 por 1, que quiso correr el Día de la Memoria, donde hay dirigentes políticos presos sin causa, donde le sacan plata a los jubilados y los genocidas siguen quedando libres”.
El Tribunal Oral Federal (TOF) 6 le otorgó hoy el beneficio de la prisión domiciliaria al ex director de investigaciones de la Policía Bonaerense, Miguel Etchecolatz, quien tiene seis condenas por la comisión de delitos de lesa humanidad.
Los jueces que integran el TOF 6 -José Sobrino, Julio Panelo y Fernando Canero- determinaron que el arresto domiciliario sea en Mar del Plata, “en el inmueble ubicado en la calle Nuevo Boulevard del Bosque, entre Guaraníes y Tobas, en el Bosque Peralta Ramos” de la ciudad balnearia.
Los magistrados le concedieron el beneficio al multicondenado represor de 88 años por su avanzada edad pero también por su deteriorado estado de salud, según indicaron en un fallo de 28 páginas.
“Suficientemente ilustrativos resultan a esta altura los informes enunciados, corroborándose de las circunstancias expuestas la existencia de un delicado
cuadro de salud por parte de Etchecolatz que amerita el otorgamiento del beneficio solicitado”, sostuvieron los jueces.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *