Violencia machista

El ECONOMISTA MILEI PERSONA NO GRATA EN METÁN :AGREDIÓ A UNA PERIODISTA,A UNA MOZA Y A VARONES QUE EXIGIERON UNA DISCULPA

Tras maltratar e insultar a la periodista Teresita Frías, la justicia le prohibió volver a disertar en la ciudad de San José de Metán. Además deberá abstenerse de ejercer actos de violencia en contra

Imagen : Clarín

Tras maltratar a una periodista salteña durante una conferencia que brindó el martes por la noche en la sede del Colegio de Abogados de Metán, el juez de Violencia Familia y de Género de Metán, Carmelo Paz, prohibió al reconocido y mediático economista, Javier Milei participar en calidad de disertante o panelista en cualquier charla o reunión pública de organizaciones estatales o no en la ciudad de San José de Metán.

Además dispuso que no podrá ejercer actos de violencia en contra de la damnificada y tampoco podrá proferir insultos, amenazas descalificantes o usar palabras agraviantes.

#BastaDeViolenciaMachista: Javier Milei también maltrató a una moza en Metán.

Ocurrió cuando el mediático economista estaba cenando el martes por la noche, luego de violentar a la compañera de InfoSalta, Teresita Frias en una conferencia en el Colegio de Abogados.

Sorprendentemente,  El Tribuno confirmó que Javier Milei, también maltrató a la moza, Karina Banega, en una reconocida confitería de Metán.

Fue cuando el economista estaba cenando el martes por la noche, luego de la escandalosa conferencia.

Había pedido un bife de chorizo jugoso. Pero cuando la moza se lo sirvió, hizo un corte, tiró los cubiertos sobre las mesa y a los gritos le dijo que “yo lo pedí jugoso y esto está seco. Estuve media hora esperando y mi tiempo vale oro”.

Banegas amablemente le dijo que ya se lo cambiaba y a los minutos le trajo otro. Milei cortó la carne, tiró nuevamente los cubiertos y visiblemente enojado dijo “me lo voy a tener que comer así, porque mi tiempo vale oro”.

Los que lo acompañaban le dijeron que le pidiera disculpas a la amable y sonriente moza, pero el mediático Milei, no accedió.

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *