Noticias Destacadas

Lxs olvidadxs

EDUARDO VILLAGRA,WICHÍ : «TENGO AIRE PARA RESPIRAR Y TENGO QUE SEGUIR»

Eduardo Villagra del pueblo wichi, proviene de una comunidad del Pilcomayo, pero se instaló a pocos kilómetros de la ciudad de Tartagal, para socorrer a sus hermanxs que permanecen internadxs por enfermedades de la pobreza, en el hospital Juan Domingo Perón de esa localidad.

Imagen : Marta César

Villagra acude al hospital desde hace dos años y no olvida a sus paisanxs «yo pediría a algunos funcionarios o instituciones que también nos tengan en cuenta a nosotros , ellos saben como sufrimos en las costas del Río Pilcomayo, en todas las comunidades»Cuenta que es difícil saber si lxs funcionarixs están en conocimiento de sus problemas porque, cada institución hace reuniones en distintos lugares, con algunos caciques,» pero nosotros necesitamos un apoyo, una ayuda,porque los hermanos sufren mucho, los chicos mueren por desnutrición,falta de alimentos»

Muestra con orgullo las constancias emitidas por el Ministerio de Salud de la Provincia que lo reconocen  en su tarea de «enlace y coordinación con grupo AMTENA(Noticias) y también con las comunidades de los Pueblos Originarios donde se necesita su presencia,como traductor bilingüe»Imagen : Marta César

Eduardo,trabaja como traductor bilingüe, aunque sin salario.Otra manera de explotación a la que fueron sometidxs históricamente.» Por el momento no tengo-dice esperanzado-pude tener diálogo con la Ministra de Salud y el nuevo gerente que me abrió las puertas y estamos armando un proyecto para dar clases de idioma wichi dentro del hospital y veremos si hay oportunidad de sueldo»

Convocó a cuatro asistentxs bilingües, entre ellxs, 3 mujeres.Necesarias, por cierto.El día en que La Otra Voz Digital,permaneció en el mencionado hospital,una mujer originaria quien no hablaba el idioma castellano,comenzó a menstruar y fué socorrida por la lideresa wichí Octorina Zamora, quien permanece en el Hospital desde que se conoció la primera muerte por desnutrición.Hasta allí, el nivel de desatención y desconocimiento de lxs funcionarixs citadinxs.Villagra y demás acompañantxs wichi, quienes son convocadxs cada vez que parte una ambulancia desde cualquier punto del Departamento San Martín o Rivadavia,con pacientxs para ser internadxs, trabajan gratis- no porque lo hayan decidido así, sino porque albergan la esperanza,año tras año,que las autoridades pertinentes les reconozcan su trabajo y puedan cobrar su salario y contar con la asistencia social correspondiente.

Afirma que vive del beneficio de su pensión y se explaya :»Yo he puesto mi corazón para atender a mis hermanos para sufrir con ellos, hay que atenderlos.El primer año, de 8 a 12 horas permanecía en el hospital y ahora hago lo mismo,porque cuando hay una derivación desde Santa Victoria me llaman, tengo que esperar hasta que lo atiendan, lo internen y recién me puedo ir a descansar y ese es mi trabajo»

Imagen : Marta César

Padre de seis hijxs e integrante de una familia numerosa,no es necesario que explique que no le alcanza para comer » A veces como en el hospital.Solo mi señora trabaja en la casa y mi hermana también y me apoyan con comida. Estoy a la par de ellos, trabajando juntos, porque ellos( su familia) me impulsan que tengo que atender la gente.Ya que me dan entrada al hospital dice mi hermana que si me dan un sueldo voy a andar bien porque yo tengo 6 hijos 4 varones y dos niñas y más con mi familia somos un montón»

Afirma que  hay zonas muy castigadas, donde niñxs y adultxs mueren  por TBC ,diabetes, parasitosis y también desnutrición. «Algunos que viven en el monte, alejados de los caminos,gente que vive en zonas rurales, se enferman y quedan a 50,60 kms de las misiones donde hay algún puesto de enfermería,a veces demoran una semana porque no se pueden trasladar , se empeora la persona y a veces muere»

Relata que hay personas que toman agua de los ríos que es turbia y mala para la salud.Pero es eso, o buscar agua de los pocos pozos que existen, que pueden proveer agua salada o dulce, ya que las aguas no están curadas y jamás se hizo control.» En las escuelas, los chicos sufren mucho porque, a veces, no tienen agua.Lo primordial es el agua que no tenemos»,enfatiza.

No entiende, por qué, lxs funcionarixs responsables de enviar bolsones con alimentos no se han tomado el trabajo de relevar cuál es la dieta de los distintos pueblos originarios.» Nos envían sardinas que no comemos,dice arrugando la cara en gesto de desagrado,tomates en lata que a muchxs no les gusta,no están habituados,los adultos no tomamos leche, y hay muchos chicos que si le sienten mal sabor a la leche, ya no la quieren más»Recuerda «antes, comíamos del monte, consumíamos del río, hoy comemos  arroz, fideos, maíz, porotos, lentejas.Algunos se han acostumbrado a tomar gaseosas, un poco de carne ,cuando se consigue.Pero ya no hay corzuela,mucho desmonte»

Imagen : LM

Solicita a las autoridades que dentro del predio del Hospital,construyan un albergue , una sala especial, «porque a veces las familias no quieren dejar a sus hijos y vienen todos,Yo he visto nenes durmiendo sentaditos en estos bancos en la galería toda las noches durante varios días.El hospital a veces les da comida a veces, no porque no alcanza, apenas para los pacientes.El problema es donde quedar a dormir».

Reniega de no poder tomar parte en el control de las donaciones que llegan de manera oficial a las instalaciones del hospital.A diferencia de las donaciones que reparten dos mujeres wichí, Octorina y Liliana a la vista de todxs.Y de la poca o nula atención del Instituto Provincial de Pueblos Indígenas de Salta a pacientxs que son derivadxs a la Ciudad Capital.

Villagra afirma que, cuando lxs agentes sanitarixs se movilizaban en bicicleta se veían seguido y cumplían un rol muy importante de detección de enfermedades,Ahora que se trasladan en moto, ya no se lxs ve.Aunque piensa » quizás no sea por las motos, sino porque ya no están más»

Critica a lxs políticxs con cierta amargura «En las elecciones vienen todos con muchos compromisos, pero nunca se vieron los resultados de esos compromisos.Nos hablan de viviendas , que no van a sufrir, el que me apoye va a tener más que el otro,o va a vivir bien y tener más beneficios,pero nunca hemos visto nada de eso»

«Parece que las viviendas  no alcanzaron para todos.Yo vivo en casa de tierra y no tengo nada.Tengo aire para respirar y tengo que seguir»