Noticias Destacadas

Gálvez, Santa Fé

Detenido por violencia de género

El sistema, que es operado desde el Centro Municipal de Monitoreo, permitió detener a un hombre en la ciudad de Gálvez, donde una mujer accionó el Botón de alerta al ser agredida en su vivienda por su ex pareja.salvatore

Disparada la alarma, personal de la Guardia de Seguridad Institucional del Municipio coordinó el accionar con personal policial, que llegó a tiempo para apresar al agresor. Se trata de la detención número 55 desde la implementación del Botón de Alerta.

La implementación del Botón de Alerta para casos de violencia de género, que la Municipalidad entrega -en coordinación con la Justicia- a mujeres que se encuentran en situación de riesgo, permitió detener este viernes a un hombre que agredió a su ex pareja.

Se trata de la detención número 55 desde la puesta en marcha del sistema que es operado desde el Centro de Monitoreo de la Municipalidad.

El hecho ocurrió el viernes por la tarde en Galvez, localidad del departamento San Jerónimo, donde una mujer que poseía el botón entregado por el Municipio lo accionó al ser agredida físicamente por su ex pareja, que durante la discusión la golpeó y le arrojó un teléfono celular en la cabeza, lo que le provocó una herida cortante, según consta en la denuncia.

Pero una vez que en las pantallas del Centro de Monitoreo se accionó la alarma -informando también la posición exacta de la mujer-, personal de la Guardia de Seguridad Institucional (GSI) coordinó el accionar con personal policial, que se dirigió hasta la vivienda de la mujer y logró detener al hombre.

Cabe destacar que la mujer se dirigió luego por sus propios medios a un Centro de Salud y personal policial de Gálvez le sugirió que realice la denuncia ante el Ministerio Público de la Acusación.

 

55 detenidos

 

Los Botones de Alerta fueron incorporados por la Municipalidad para ser implementados en casos de violencia familiar o de género, con el objetivo de garantizar la seguridad de las mujeres y sus hijos, como parte de otras herramientas que implementa el Municipio en materia de seguridad pública.

 

En este momento hay 102 mujeres que cuentan con Botones de Alerta entregados por el Municipio, no sólo en la capital provincial sino también en localidades cercanas. Desde el punto de vista tecnológico, los dispositivos están integrados al Centro de Monitoreo que funciona en el Hall del Palacio Municipal, y desde allí se coordina a través del 911 una respuesta rápida ante eventuales situaciones de violencia doméstica.

 

Vale recordar que la Municipalidad entrega los botones de alerta mujeres víctimas de violencia a las que la Justicia ya les había dictado una medida de exclusión o distancia respecto de un agresor.

 

Con este último caso en la ciudad de Gálvez, el sistema permitió detener a 55 hombres por diferentes motivos: intentos de agresión a sus exparejas, amenazas, violación de medidas judiciales, etc. En tanto, el 85 por ciento de los casos se dio en Santa Fe, el 10 en Santo Tomé y el restante 5 por ciento en otras localidades.

 

¿Cómo funciona?

 

El Botón de Alerta consiste en una herramienta móvil que funciona a batería y consta de un dispositivo electrónico de almacenamiento (SIM Card). Este botón envía, al igual que un teléfono móvil, mensajes de alerta que son recibidos en el Centro de Monitoreo por el programa que permite el seguimiento de eventos.

 

Cuando la alarma es pulsada se activa en la Sala de Monitoreo una señal digital y sonora que notifica al monitoreador sobre el evento en cauce.

 

En ese mismo momento, el personal de guardia tiene acceso a información detallada sobre el usuario y puede entablar comunicación con él a través del dispositivo, para realizar incluso una escucha a través del sistema de audio ambiental. Esto permite indagar acerca del estado de situación y grabar la información que es confidencial y servirá de prueba judicial, si así se requiriese. En base a esta información, se avisa a la central de atención de emergencia 911 y se gestiona asistencia policial, que acude al lugar en el momento.

Imagen : El Litoral