Noticias Destacadas

Desarticulada una banda que prostituía a mujeres nigerianas en Madrid

Las víctimas venían engañadas de Nigeria, acompañadas por un niño pequeño para evitar su repatriación, pensando que iban a trabajar en un supermercado. Una vez en Madrid las obligaban a prostituirse en la Casa de Campo y las amenazaban con rituales de vudú si no pagaban su deuda de 50.000 euros.

La Policía Nacional ha desarticulado una red de tráfico de personas que se dedicaba a introducir mujeres en España para obligarlas a prostituirse. Los investigadores han liberado a nueves mujeres, entre ellas una menor de 17 años y otra embarazada y a dos niños, de tres y cinco años, que se encontraban bajo el control de la organización, acompañando a alguna de las mujeres obligadas a prostituirse.

Las mujeres eran captadas en Nigeria y las decían que iban a trabajar en supermercados españoles. La banda las trasladaba hasta la península en pateras, tras recorrer el continente africano en diversos medios de transporte, e iban acompañadas por niños de corta edad para evitar su repatriación inmediata y su traslado a centros especializados de acogida, técnica denominada niños-ancla. Una vez en Madrid, las obligaban a prostituirse en la Casa de Campo, y la organización se encargaba de controlar el ejercicio de la prostitución y de recaudar los beneficios obtenidos.

La banda amenazaba a las mujeres con practicar un ritual de vudú si no conseguían pagar la deuda de más de 50.000 euros ejerciendo la prostitución, además les cortaban el pelo de la cabeza, el vello púbico y las uñas para enviárselo a su familia en Nigeria. La existencia de la banda fue denunciada por una de las víctimas que también indicó que la red la separó cuatro meses de su hijo desconociendo qué hicieron con él durante ese tiempo.