Crisis en el Banco Central

Altamira denunció el inicio del Bicentenario”con una competencia sobre el mejor pago de la deuda externa”.

Jorge Altamira calificó de ?confiscatoria? la tentativa del gobierno de pagar deuda pública con reservas del Banco Central. Reclamó ?que las reservas excedentes sean utilizadas para promover un plan de obras públicas y de industrialización gestionado por los trabajadores?.

Asimismo, denunció que ?la autonomía que reivindica Redrado, protegida hasta ahora por Kircher, solamente ha servido para financiar una fuga de capitales de 40 mil millones de dólares y para proveer fondos al gobierno nacional, por 20 mil millones de dólares, para el pago de la deuda externa. En el contexto de la crisis mundial -agregó el dirigente del PO- la política de acumulación de reservas sirve a las políticas de emisionismo furioso de parte de los bancos centrales de EEUU, Japón y la UE, que además han ordenado la emisión de cuasi moneda al FMI?.

En lo relativo a la crisis política que se ha abierto, a la que calificó de ?una reedición de la 125?, Altamira abogó por ?la eliminación de los decretos de necesidad y urgencia y por la formación de una banca única nacionalizada bajo el control de los trabajadores?.