Jalisco

Comunidad homosexual demanda a cardenal mexicano por “incitar a la violencia”

Organizaciones de la comunidad gay del estado mexicano de Jalisco denunciaron hoy penalmente al cardenal Juan Sandoval Íñiguez, a quien acusan de “discriminación e incitar a la violencia” por declarar que el matrimonio entre personas del mismo sexo es una “aberración”.marcha-gay

“Estamos pidiendo que se ajuste al Estado de derecho. Con sus declaraciones está fomentando la homofobia y la transfobia”, dijo a Efe Carlos Becerra, miembro de Unión Diversa, una de las cuando menos 12 asociaciones que presentaron la demanda ante la Fiscalía General de Jalisco (oeste de México).

En un vídeo de casi seis minutos difundido en las redes sociales y en el canal católico María Visión, Sandoval Íñiguez afirmó que el matrimonio “según la revelación cristiana” es entre un hombre y una mujer, y que “lo demás es cosa desviada”.

“Lo que se salga de esta institución divina atenta contra ella y es una aberración y no puede caber en la mente de un católico”, afirmó.

El arzobispo emérito de Guadalajara arremetió contra la decisión de la Suprema Corte de Justicia de la Nación de declarar inconstitucionales las legislaciones estatales que limitan el matrimonio a la unión entre hombre y mujer, y dijo que el máximo tribunal legisla “siempre en contra de la moral”.

Los organismos demandantes consideran que estas declaraciones no solo discriminan a la comunidad homosexual, sino que también violan la Constitución mexicana y la de Jalisco, así como la Ley para Prevenir y Erradicar la Discriminación, el Código Penal de Jalisco y la Ley de Asociaciones Religiosas y Culto Público.

“El cardenal considera que el matrimonio entre personas del mismo sexo no es cuestión de derechos humanos, pero los derechos humanos son para todos”, afirmó Becerra.

En el vídeo, el prelado afirmó que estas disposiciones se pueden revertir y llamó a los fieles a “organizar firmas” para oponerse al matrimonio homosexual ante la Suprema Corte, el Congreso de la Unión y los Congresos locales.

Becerra consideró que esto promueve valores antidemocráticos y abre la puerta a que la sociedad atente contra la comunidad lésbico-gay y transgénero como ocurrió en Chihuahua, norte del país.

El pasado lunes una mujer transgénero fue encontrada muerta en la ciudad de Chihuahua, con señales de haber sido asfixiada y atada. Su cuerpo fue hallado envuelto con una bandera de México.

“Estamos retomando esta vía jurídica de defensa de los derechos humanos y sentando precedente” para que se respete a esta comunidad, afirmó Becerra.

Las organizaciones interpusieron la misma denuncia ante la Fiscalía de Derechos Humanos de Jalisco. El martes presentaron también una queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos, la Comisión Nacional de Derechos Humanos y el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación.

Aunque se retiró como titular de la Arquidiócesis de Guadalajara en 2011 tras 17 años de servicio, Sandoval Íñiguez no ha dejado de ser noticia al manifestar su férrea oposición a los matrimonios homosexuales y al aborto.

La semana pasada confirmó que realizó un “magno exorcismo”, junto con otros sacerdotes en la catedral del estado de San Luis Potosí para expulsar el mal que “entró a México” después de que fuera aprobada la despenalización del aborto en la Ciudad de México.

Cuando la Suprema Corte aprobó en 2010 las reformas al Código Civil del Distrito Federal que permiten a los matrimonios del mismo sexo adoptar niños, el arzobispo dijo que el entonces jefe de Gobierno de la capital, Marcelo Ebrard, “maiceó” (sobornó) a los ministros del tribunal.

 

Imagen : mexico.cnn.com