La denuncia fue presentada por el sindicato de trabajadores judiciales

Cesantearon al médico que deseó “un tiro en la nuca” a Estela de Carlotto

El Superior Tribunal de Justicia de Chubut separó de su cargo el médico forense Daniel Roo y lo inhabilitó por dos años para ejercer su profesión. Sus comentarios en Facebook fueron considerados “inapropiados, desacreditantes, irreflexivos, desaprensivos, incompatibles con una conducta digna, exigible a un funcionario judicial”, según la resolución judicial.

????????????????????????????????????
????????????????????????????????????

Cuando el médico forense Daniel Roo escuchó la noticia sobre la restitución de identidad de Ignacio Guido Montoya Carlotto, descargó su bronca en Facebook. “Esta mujer (en referencia a Estela de Carlotto) junto con otras más, como la Bonafini tendrían que haber sido torturadas y luego ejecutadas con un tiro en la nuca, no son buenos seres humanos, son seres malignos, poseen mucha maldad y resentimiento”, escribió el 6 de agosto de 2014. Casi diez meses después, el Superior Tribunal de Justicia de Chubut decidió cesantearlo. “Para nosotros es un acierto, no esperábamos otra cosa. Roo tenía pleno conocimiento de lo que estaba haciendo pero se manejaba con impunidad”, dijo a Infojus Noticias José Luis Ronconi, secretario adjunto del Sindicato de Trabajadores Judiciales de Chubut (Sitrajuch).

Apenas encontraron la publicación del médico forense en Facebook, los miembros del sindicato de trabajadores judiciales de Chubut hicieron una captura de pantalla y presentaron una denuncia penal por “apología del delito”, por la que Roo fue procesado en abril de este año y recibió un embargo de cinco mil pesos.

Ahora, la investigación sumarial lo inhabilitó a ejercer su cargo por dos años. “Los comentarios publicados por Daniel Oscar Roo en la red social Facebook fueron inapropiados, desacreditantes, irreflexivos, desaprensivos, incompatibles con una conducta digna, exigible a un funcionario judicial”, resolvieron los ministros del Superior Tribunal de Justicia.

En su muro de la red social, Roo también había escrito “…cómo puede haber gente que esté feliz porque esta chica Carlotto encontró a su nieto. ¿No hubiese sido mejor que eduque a su hija, en su momento, de la manera correcta, para que no pase lo que le pasó? Personalmente no me causa ningún tipo de emoción que esta chica haya encontrado a su nieto”.

Algunas personas que leyeron la publicación expresaron su desacuerdo con lo que Roo había escrito y el médico intentó defender su postura. “Yo tampoco comparto el terrorismo de estado…yo simplemente dije que merece tortura y luego muerte, solo eso”, respondió Roo.

Aunque desde el sindicato de trabajadores judiciales de Chubut celebraron la resolución que ordena la cesantía de Roo, también expresaron sus críticas porque dentro de dos años el médico forense podría solicitar volver a ejercer su cargo. “Hay que tenerlo presente porque puede empezar la función pública en otro lado”, dijo Raúl Belcastro, secretario general del sindicato de la provincia.

“La denuncia fue hecha por los trabajadores, que además tuvimos que procurar que el sumario se activara y que el Superior Tribunal se ocupara. Algunos jueces lo vieron como algo menor, uno pidió solo suspensión por veinte días”, agregó Ronconi y explicó que no era la primera vez que realizaban una denuncia contra el médico. “Previo a esto ya habíamos hechos reclamos por violencia laboral y la solución que nos dieron fue trasladar a la compañera víctima del lugar del trabajo. Hasta ahora el Superior Tribunal había funcionado casi como protegiendo”, dijo Ronconi.

 

Imagen : noticiasdeesquel.wordpress.com