Noticias Destacadas

Corrientes

Caso Tamara: sospechoso que era buscado se entregó ante la Justicia

Como lo anticipó época, el hombre es de apellido Escalante. La joven víctima habría subido a su auto, tras lo cual apareció asesinada.tamara

Tras ha­llar el au­to­mó­vil en el que Ta­ma­ra Sa­la­zar ha­bría su­bi­do la sies­ta que de­sa­pa­re­ció, la Po­li­cía lo­gró dar con quien se­ría el due­ño del ve­hí­cu­lo y pa­só a ser el pri­mer de­te­ni­do que se re­gis­tra en la cau­sa.
Si bien aún no se de­ter­mi­nó el gra­do de res­pon­sa­bi­li­dad que el hom­bre pu­do ha­ber te­ni­do en el ase­si­na­to de la jo­ven, quien tras au­sen­tar­se de su ca­sa apa­re­ció muer­ta en la Ru­ta 5, se su­po que su ape­lli­do es Es­ca­lan­te, tal co­mo lo ha­bía an­ti­ci­pa­do épo­ca dí­as atrás, quien tie­ne 39 años. Se­gún fuen­tes ex­tra­o­fi­cia­les, el hom­bre se­ría un pro­fe­sor de un ins­ti­tu­to su­pe­rior de for­ma­ción téc­ni­ca.
So­bre el su­je­to se ha­bía la­bra­do un pe­di­do de cap­tu­ra tras el se­cues­tro de un au­to­mó­vil mar­ca Re­nault 19, el cual se sos­pe­cha que se tra­ta del mis­mo al que su­bió la jo­ven de 19 años ca­si 24 ho­ras an­tes de ser en­con­tra­da ase­si­na­da y aban­do­na­da en la Ru­ta 5, en pro­xi­mi­da­des a Lo­mas de Gon­zá­lez.
En zo­na de Lo­mas de Va­lle­jos, los efec­ti­vos de la Di­rec­ción de In­ves­ti­ga­ción Cri­mi­nal (DIC) se­cues­tra­ron el au­to­mó­vil vin­cu­la­do al ca­so. En di­cha opor­tu­ni­dad, una per­so­na sin iden­ti­fi­car fue vis­ta dán­do­se a la fu­ga del lu­gar, atra­ve­san­do unos es­te­ros. En el ro­da­do, que es­ta­ría a nom­bre de Es­ca­lan­te, ha­brí­an si­do en­con­tra­das al­gu­nas co­sas que per­te­ne­cí­an a Ta­ma­ra.

La pis­ta de una re­la­ción vir­tual
Ca­be re­cor­dar que se­gún el re­la­to de la fa­mi­lia de la dam­ni­fi­ca­da, és­ta te­nía con­tac­to vía Fa­ce­bo­ok con una per­so­na que la ha­bría in­vi­ta­do a sa­lir en rei­te­ra­das opor­tu­ni­da­des, por lo que se pre­su­me que esa sies­ta en que fue vis­ta su­bien­do a un co­che, pu­do ha­ber­se tra­ta­do de una ci­ta que la mu­cha­cha acor­dó. Sin em­bar­go, los fa­mi­lia­res no con­fir­ma­ron es­to y al­gu­nos co­men­ta­ron que el día en que la mu­cha­cha sa­lió de su ca­sa ubi­ca­da en la man­za­na M del ba­rrio San Mar­cos fue pa­ra car­gar cré­di­to en un co­mer­cio cer­ca­no, si­tua­do en la ave­ni­da Mai­pú. Mien­tras, otros in­te­gran­tes del gru­po fa­mi­liar di­je­ron que la jo­ven en re­a­li­dad avi­só que vol­vía pa­ra las 19 de ese dí­a, al­go que la­men­ta­ble­men­te ja­más ocu­rrió.

Se en­tre­gó a la Jus­ti­cia
Tras el se­cues­tro del au­to­mó­vil, la DIC re­a­li­zó ayer alla­na­mien­tos en tor­no al ca­so, uno de ellos so­bre una vi­vien­da. Mien­tras eso ocu­rrí­a, cer­ca del me­dio­día se en­tre­gó vo­lun­ta­ria­men­te an­te el fis­cal de Ins­truc­ción, Gus­ta­vo Ro­bi­ne­au, el hom­bre de ape­lli­do Es­ca­lan­te. Se­gún se in­di­có, és­te que­da­rá de­te­ni­do. Se es­pe­ra que el fis­cal le to­me de­cla­ra­ción, tras lo cual se de­ci­di­rá el lu­gar en el que se­rá alo­ja­do. Por el mo­men­to ha­bría si­do lle­va­do a la se­de de la DIC.
Se tra­ta del pri­mer de­te­ni­do de la cau­sa, ya que an­te­rior­men­te que­dó de­mo­ra­do la ex pa­re­ja de Ta­ma­ra con el que tu­vo una hi­ja, aun­que fue li­be­ra­do tras pres­tar de­cla­ra­ción y ave­ri­guar sus an­te­ce­den­tes.

 

Imagen : época