Noticias Destacadas

Caso Cintia Fernández: “Esto fue un feminicidio”

María Eugenia Yaique, representante legal de Ana Fernández, madre de Cintia Fernández, la joven que a principios de mayo de 2011 fue encontrada muerta en su domicilio de Parque La Vega, aseguró que el episodio en el que falleció la joven, lejos de ser un juego de autoerotismo, como lo indica entre sus conclusiones una pericia efectuada por el equipo de tanatología de la UBA, “fue un feminicidio”.

Yaique relató que hace ya más de un año de este crimen, puesto que los estudios realizados confirmaron como data de la muerte el día 28 de abril de 2011.

La abogada señaló también, que no acuerda con las conclusiones de la pericia presentada al dr. Pastrana, juez de la causa, ya que si bien, esta descarta la muerte natural, y habla de muerte violenta, la misma podría haber sido provocada por un suicidio en una práctica de asfixia por autoerotismo o hipoxifilia, mencionando no obstante en el último párrafo “que no se puede descartar que haya existido la presencia de un tercero con participación activa o pasiva”.

En este mismo sentido, argumentó, que no comparte este resultado, ya que las pruebas deberían haber sido evaluadas en su globalidad, debiendo contemplarse en la pericia la integralidad de todo el material probatorio aportado en la causa, que indica según a letrada que en el cuerpo de la joven había “restos de semen compatibles con dos padrones masculinos que se reiteran en la cinta que Cintia tenía alrededor de su cuello y por el que se produce la asfixia”. “Tendrían que haber valorado esas dos pruebas para descartar esa práctica realizada asimisma”, afirmó.

La abogada manifestó también, que la pericia hace hincapié en la autopsia psicológica “donde muestran un perfil absolutamente privado e íntimo de la mujer que la revictimiza”.

Yaique contó además, que no se pudo establecer a quienes pertenecían estas muestras halladas en el cuerpo de la occisa, señalando asimismo, que si bien los padrones genéticos no coinciden ni con Condorí ni con Pucca, los dos hombres sindicados desde el inicio de la investigación como probables implicados en el hecho, esto puede ocurrir ya que probablemente no había suficiente material genético, por la descomposición del cuerpo o bien porque haya existido contaminación del mismo.

La pericia cuestionada según relató la representante legal de Ana Fernández, se basó en la declaración de Federico Condorí, que “corrobora” la práctica de hipoxifilia.

Relató también, que van a haber cotejos y estudios de otras muestras de personas que han declarado en la causa, pero que esto no será compulsivo sino voluntario.

Por último, y haciendo mención al tratamiento periodístico de El Tribuno sobre este tema, la letrada aseguró que este medio´”siempre acomodó las cosas”, al punto de decir que Ana Fernández podría estar sospechada de la muerte de su hija, revictimizando con sus publicaciones a Cintia, para finalizar recalcando que se está frente a una causa violenta, que no es otra cosa que un feminicidio.

IMAGEN: rnw.nl