Argentina: Promueven la adhesión de las provincias al Día Nacional para la prevención del abuso infantil

En el marco de la Campaña A.S.I. NO (Abuso Sexual Infantil NO)impulsada por la Fundación que lleva el mismo nombre, promueven que las legislaturas provinciales adhieran a la Ley Nacional 26.316 promulgada en 2007, la cual siguiendo los lineamientos internacionales declara el 19 de noviembre como Día Nacional para la prevención del abuso contra los niños, niñas y adolescentes. De igual manera se hace un llamamiento a la difusión y discusión de esta problemática y al cumplimiento de la Ley 26.061 de protección integral de los derechos de las niñ@s y adolescentes.

La iniciativa impulsada entre otras personas por la Lic. Mónica Laura Creus Ureta recuerda que ya en 2008 este avance se concretó en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires a través de la Ley 1915, que también se obtuvo media sanción en la Provincia de Buenos Aires y que hay “proyectos similares” que están siendo “tratados en las legislaturas de todo el país”.

Entre los fundamentos del anteproyecto que circula a nivel nacional se explica el nacimiento de esta declaración y la elección del día aterior al 20 de noviembre en el que se celebran los derechos de los niños “para poner en evidencia el problema de los abusos en perjuicio de la infancia”. La iniciativa reconoce además que el impulso a nivel mundial fue dado por la Fundación ?Cumbre Mundial de La Mujer? (FCMM). De este modo, el documento enviado por ASI NO recuerda que Argentina ha incorporado “La Convención sobre los Derechos del Niño” dentro de nuestra Carta Magna, a través de la cual se l@s reconoce como sujetos de derecho y en el cual su artículo 189 resalta que los estados partes “adoptarán todas las medidas legislativas, administrativas sociales y educativas apropiadas para proteger a los niños contra toda forma de perjuicio o abuso físico o mental, descuido o trato negligente, malos tratos o explotación, incluido el abuso sexual”. El mismo artículo refiere que debe diferenciarse el ?abuso? de las demás formas “en que un niño puede ser dañado”, enfatizando que éste “es un hecho que proviene de una persona más grande, fuerte o con mayor autoridad, sobre quien el niñ@/adolescente no tiene control”.

ASI NO manifiesta además el enorme daño que el abuso infantil provoca , siendo éstos “variables en función de diversos factores, especialmente la intensidad con que se ejercen y su persistencia en el tiempo, pero siempre significan un atentado contra su vida y su salud afectando su desarrollo integral y dejando secuelas en su futuro personal”. Resalta también que los trastornos pueden ser físicos y/o mentales impidiendo su normal desarrollo, aún cuando este tipo de situaciones no sean registradas de esta manera por quien los sufre.
Advierte, asimismo que los mismos pueden observarse “en el aprendizaje, en la conducta, en la sexualidad, psicosomática, y/o corporal, en la deserción, en el fracaso escolar, en conductas delictivas, etc”, por lo cual es necesario enseñar a los niñ@s que nadie puede disponer de sus cuerpos, a identificar sus partes íntimas y a no confundir el respeto hacia los adultos con actos de obediencia ciega.

También rescata la importancia de la sociedad civil, la escuela y los medios de comunicación como “actores fundamentales” para actuar en estas situaciones, y trabajar fuertemente en su prevención.

IMAGEN: www.un.org