Noticias Destacadas

Contexto

A UN AÑO DEL TRANSFEMICIDIO DE CYNTHIA MOREIRA,MARCHARON A TRIBUNALES

“Hay distintas hipótesis, pero creemos que ella fue víctima de la mafia que maneja la prostitución y la droga en el mundo trans de la provincia”, señaló Laura Moreira, hermana de Cynthia.

Imagen : Facebook Emergentes

La joven trans fue vista por última vez un 15 de febrero cuando salió con una amiga a una fiesta. Sus familiares comenzaron a buscarla de manera desesperada. Un mes después se confirmó que era de ella un cuerpo  encontrado en una vivienda abandonada de Villa Alem.

El viernes, al cumplirse un año de la desaparición de la joven de 22 años, sus familiares y allegados marcharon a Tribunales. “No lo hicimos para quejarnos de la investigación, sino para apoyar el trabajo que está realizando la fiscalía y pedir que se le den todos los instrumentos para que se sepa la verdad”, dijo la hermana.

Los familiares, acompañado por su representante legal, Carlos Garmendia, fueron recibidos por Tomás Roberts, funcionario del Ministerio Fiscal. Allí no sólo analizaron el avance de la causa, sino que también acordaron crear un protocolo para víctimas y testigos trans. “Es un paso muy importante para avanzar, porque las chicas trans tienen mucho miedo de exponerse”, añadió.

Los familiares también les explicaron las tratativas que lleva adelante el fiscal Arnoldo Suasnábar, ante el Programa Nacional de Coordinación para la Búsqueda de Personas Ordenadas por la Justicia, perteneciente al Ministerio de Seguridad de la Nación, para conseguir el pago de una recompensa que ayude en la búsqueda de los autores materiales del crimen de Cynthia.

Los familiares volvieron a solicitar la detención de Maia Amaya, la chica trans que estuvo con Cynthia el día que desapareció. “Ella sabe mucho más de lo que contó”, explicó Laura. “Sospechamos que tuvo una actuación en el crimen; si no fue partícipe, podría ser encubridora”, concluyó.