Noticias Destacadas

Derechos Humanos

A 33 años del ?Apagón de Ledesma?

Salta 22/07/09 ? A 33 años de una de las jornadas represivas más trágicas protagonizadas por la dictadura militar, conocida como el ?Apagón de Ledesma?, el INADI delegación Salta, se solidariza con los y las familiares de las víctimas y renueva su apoyo a todos los organismos de DDHH en la búsqueda de ?Verdad y Justicia?.

El acto central se realizará mañana, 23 de julio, a partir de las 8:30hs en la Escuela Normal de la localidad de Libertador San Martín, Jujuy, en homenaje a los estudiantes desaparecidos y a la profesora Lis Amado. A partir de las 15hs, se realizará la marcha que partirá desde el pueblo de Calilegua y llegará hasta Libertador, donde se llevará a cabo un acto y Festival Solidario en la Plaza Central.

Allí, los manifestantes renovarán el reclamo por juicio y castigo a los culpables, apertura de todos los archivos de Gendarmería y de la Iglesia, y por un gobierno que exija el pago de impuestos a la empresa Ledesma y que, además, controle la contaminación y el uso que hace de los recursos naturales.

El Apagón:

?La noche del 27 de julio de 1976 se cortó el suministro eléctrico en todo el departamento jujeño de Ledesma, mientras policías, gendarmes, militares y capataces de la empresa comienzan a allanar y saquear viviendas en Libertador General San Martín y Calilegua. En vehículos de la empresa Ledesma son trasladados más de 400 trabajadores, estudiantes y profesionales a los galpones de mantenimiento del ingenio azucarero, donde permanecen días y meses atados y encapuchados. Tras las torturas e interrogatorios, algunos son liberados, otros son enviados a comisarías o cuarteles militares, otros aparecen en cárceles de distintas provincias. Treinta compañeros permanecen desaparecidos. El médico Luis Aredes era el intendente y marido de Olga Márquez de Aredes y fue uno de los secuestrados-desaparecidos.

Desde entonces Olga, junto a sus cuatro hijos, llevó adelante una lucha incansable en la ciudad de Libertador General San Martín, acompañada por las Madres de Plaza de Mayo y de muchos habitantes de ese pueblo que no podían olvidar a quien fuera intendente y defensor de los derechos populares. Olga Aredes murió el 17 de marzo de 2005, víctima de bagazozis, enfermedad que produce el Ingenio Ledesma, con la materia prima para hacer papel que sale de la caña quemada, al que le agregan bacterias para su mejor putrefacción, al aire libre, en medio del pueblo. Sus cenizas fueron depositadas en la Plaza Central de Libertador General San Martín, lugar de su incansable lucha por los desaparecidos?. Así se recuerda en el sitio www.contraledesma.com lo que sucedió en esa fecha en la época más negra de la historia argentina.